Historia al azar: You belong with me
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
La 3º Generación: 2º año » Sin despedida...
Historia terminada La 3º Generación: 2º año (ATP)
Por peare
Escrita el Sábado 16 de Mayo de 2009, 04:41
Actualizada el Martes 15 de Septiembre de 2009, 14:01
[ Más información ]

Sin despedida...

-¿Que paso?-pregunto muy preocupada Eleine.

 

-Hagrid, acompaña a Eleine y al Señor Homelore a mi despacho, allí gozaran de la intimidad que necesitan-dijo la Directora McGonagall. Rose intercambio una ultima mirada preocupada con su amiga, que iba cogida de la mano de Hagrid y se marcaron acompañados del Señor Homelore.

 

-Mama, ¿que pasa?-pregunto asustada Rose, ella no le presto atención.

 

-Neville, Filius convocar a los alumnos, daremos la noticia en el Gran Comedor-dijo la Directora y momentos después estos desaparecen.

 

-Albus-llamo tío Harry- tu, Rose y Scorpius entrar en el comedor como mando la Directora, allí sabréis lo que pasa.

 

-¿Pero que hace aquí, Homelore?-pregunto nervioso Albus- el se encargaba de capturar parte de los fugados-dijo inquieto y Rose recordó la carta de Matt, ¿porque ellos no habían venido también...?

 

-Entrar al comedor, ya empiezan a llegar los alumnos-dijo su padre Ron y era cierto, sus familiares y amigos miraban sorprendidos, con todos ellos entraron en el Gran Comedor y todos juntos se sentaron en la mesa de Gryffindor como siempre y nadie puso inconvenientes, incluso también vino Roxy, parecía ilesa pero no quiso sentarse cerca ni de su hermano ni de Jay.

 

-No me gusta nada esto...-dijo Scorpius y lo cierto es que a nadie le gustaba ni lo más mínimo.

 

Como Rose y Scorpius casi todos los miembros de su equipo vestían la túnica de quidditch como los Ravenclaw, y todos murmuraban, Rose se preguntaba porque llevaron a Eleine por un lado, su mente inconscientemente pensaba que tenia algo que ver con los Señores Prince...

 

En cuanto todo el personal docente (excepto Hagrid) apareció por la puerta trasera de su mesa acompañados de sus padres y tío Harry, se hizo el silencio, pero entre los murmullos oía, "el trío de oro".

 

-Presten atención-dijo McGonagall alzando la voz por encima de los murmullos- esta reunión, se produce por una terrible noticia que desgraciadamente nos influye a todos-hizo una pausa, Rose conocía a su madrina, la pausa era para serenarse- todos aquí sabemos...

 

-Profesora seguiré yo-dijo su madre Hermione, Rose se sorprendió, su madre nunca hablaba en publico, si podía evitarlo, que era casi siempre.

 

Rose se miro con su hermano Hugo que le devolvía la mirada sorprendido, algo iba muy mal para que su madre asumiera el control de la situación.

 

-Lamentamos muchísimo informaros, que tenemos claros indicios- siguió su madre con un tono lúgubre y calmado, Rose sabia lo que iba a decir, su madre nunca hablaba con ese tono si no era...- del fallecimiento de Matthew y Aldara Prince...

 

Y el estallido no se hizo esperar, la confirmación de esa información para Rose supuso un mazazo, y no podía evitar derramar sus lágrimas... no podía creerlo, los padres de Eleine murieron...

 

Rose miro la reacción de su familia y amigos, la mayoría reprimían las lágrimas, otros las dejaban caer simplemente, Scorpius cruzo sus brazos sobre la mesa y oculto su rostro entre ellos, Albus intentaba serenarse pero sus ojos verdes miraban a la entrada del Gran Comedor, sabia que por su mente también pasaba Eleine. Rose ya no quiso controlarse mas.

 

-¿Que pruebas tenéis?-grito intentando no sollozar, sus padres, su familia al igual que todo el Gran Comedor la miraba muy impresionados.

 

-Rose siéntate, aun no hemos acabado de hablar-dijo su padre Ron.

 

-No-le contesto Rose, todos la miraban alucinados, pero no le importo ni lo mas mínimo.

 

-Rose-dijo su madre.

 

-Me voy con Eleine-dijo contundentemente Rose levantándose para el asombro de todos.

 

-Rose, siéntate-le dijo su padre desde la mesa de los profesores, todos miraba atentamente la discusión que tenia Rose con sus padres.

 

-Rose tiene razón-grito Scorpius por encima de los murmullos, dejando desconcertados a los padres de Rose- nuestro sitio esta con Eli, no aquí-dijo levantándose como Rose, tenia los ojos rojos.

 

-Nos vamos-sentencio Albus como sus amigos.

 

-Todos- confirmo Hugo, ante el desconcierto generalizado del Gran Comedor, todos los Weasleys con sus amigos se levantaron y se fueron, lo ultimo que oyó Rose fue de tío Harry "Tranquilos, nosotros éramos peores que ellos", Rose supuso que fue para calmar a sus padres, pero sabia que estaría castigada todo el presente verano como su hermano y no le importaba.

 

-Chicos, ¿que vamos a decirle a Eleine?- pregunto una preocupada Molly.

 

-En este caso nada-le contesto Alice-solo estar con ella.

 

-Es la mejor bruja de toda la época moderna, no pudo morir así como así-dijo Theo, tenia la voz más grave de lo habitual.

 

-Sin ella, y si de verdad hay algo mas hay fuera-dijo Alex asustada- no se que pasara...

 

-Me da igual lo que pase-dijo Rose ella seguida de Albus y Scorpius era los que iban en cabeza.

 

-¿Donde esta Eleine?-pregunto asustada Lily.

 

-En el despacho de McGonagall-le contesto Albus.

 

-Parad todos ya-ordeno una voz conocida pero inesperada.

 

Todos se giraron sorprendidos y vieron a la rubia de Victorie con Teddy, que les seguían.

 

-¿Que haces aquí?-pregunto impresionada su hermana Dominique.

 

-Afuera todo es un caos, entraba por el vestíbulo, cuando os salir en estampida, quería ver como esta Eleine-les dijo Vic- dicen que alguien asesino a la Señora Prince y que ese Thor mato a Matt, son los rumores que se oyen.

 

Todos se quedaron en silencio después de la información de Victorie, Rose se imagino que la Señora Prince murió a manos de ese Thor, pero la presencia de una segunda persona, le hacia estremecerse, debía ser del que avisaron los Lestrange y el que saco a Donovan Thor de su prisión.

 

-Creo que deberíamos seguir-dijo Lorcan rompiendo el silencio, hoy si que no parecía nada aburrido, pero al igual que todos estaba muy asustado.

 

Siguieron andando y subiendo escaleras hasta que por fin llegaron ante la gran gárgola de piedra que encerraba el despacho de McGonagall.

 

-Puddlemere United-dijo Rose con decisión y la gárgola se empezó a mover, todos desordenadamente y apretujados se metieron, hasta que aparecieron ante la gran puerta del despacho, aquí Rose flaqueo.

 

-¿Que voy a decirle?-pregunto Rose a los demás.

 

-Nadie puede decir nada, Rose-le contesto Teddy-simplemente entra, ponte a su lado y si quiere estar sola nos iremos-dijo Teddy con tranquilidad.

 

Rose tomo su palabra, ya que era el único que no tenia padres y también debía saber por lo que estaba pasando Eleine, Rose abrió la puerta...

 

Rose ni nadie estaban preparados para semejante silencio, Hagrid estaba sentado detrás de la mesa, parecía ser que la única silla capaz de aguantar con el era la del Director y ocultaba su rostro entre sus enormes manos, el Señor Homelore permanecía de píe y les miraba atentamente con sus ojos morados llenos de tristeza, este se hizo a un lado y por fin vieron a Eleine... estaba sentada en una silla enfrente de Hagrid al otro lado del escritorio, Rose miro sus ojos rojos por las lágrimas, agachaba la cabeza y en sus manos... Rose reconoció el emblema de Ankara, que se lo había dado el Señor Homelore a la Señora Prince como translador y una varita, que sabia que no era la de Eleine.

 

Rose se paralizo, miro al Señor Homelore, era el único que parecía haberse percatado de la veintena de personas que se encontraban en la puerta.

 

-Os estábamos esperando-dijo el Señor Homelore con una voz que mezclaba la tristeza con el odio- Eleine sabia que vendríais-concluyo, ante la cara de sorpresa de todos.

 

Hagrid les miro, sonrió débilmente y les mando entrar, el Señor Homelore hizo aparecer sillones morados por toda la estancia, Rose se miro con Albus y Scorpius, se sentaron en el mas cercano a Eleine, que aun seguía en su posición sin moverse. Rose miro a la pared de atrás de Hagrid, observo que todos los Directores les observaban y algunos tenían el aspecto entristecido.

 

-Como debo suponer, por vuestra abrupta llegada-dijo el Señor Homelore a todos- ya conocéis la noticia... del fallecimiento de Matt y mi Aldy...-dijo el hombre con pesar, Eleine ni si inmuto.

 

-Profesor...-dijo con miedo Roxy, todos les prestaron atención- conocimos a la Señora Prince, es una mujer de impresionante poder...nos... nos cuesta mucho, aceptar que, bueno... se fue-dijo Roxy con miedo de las ultimas dos palabras y miraba a Eleine que ni se movió.

 

-Muchachos, no quedan dudas, ellos, los dos se fueron-dijo Homelore, con gran tristeza.

 

-¿Como pueden estar tan seguros?-pregunto Albus en un vano intento de encontrar un fallo en todo eso.

 

-Esta...-dijo el Señor Homelore señalando la varita que tenia Eleine entre las manos, todos la miraron, Rose notaba un gran peso en el estomago- es la varita de su padre...-dijo mirando esa varita, era cierto.

 

De cerca Rose la reconoció, no había dudas, los Prince murieron... no se trataba de una equivocación.

 

-Donovan, me hizo llegar esos objetos, con ellos comprobamos...-dijo el Señor Homelore- ya sabéis- y se sentó en un sillón que quedaba vació al frente de los alumnos, Rose recordaba que su madre le había dicho que era un mago oscuro, pero en eses momentos parecía un hombre sumamente afectado, por la muerte de las personas que el quería, no veía ninguna oscuridad en sus curiosos ojos morados, sino dolor.

 

-¿Como le hizo llegar eso?-hablo por primera vez Hagrid.

 

-Utilizando una cobaya, rapto un niño, le dio el emblema que le entregue a Aldy y la varita de Matt, y se aseguro de que encontráramos al niño...-y el Señor Homelore cerro con fuerza los ojos.

 

-¿Que quiere decir?-pregunto Hagrid.

 

-El niño estaba muerto-todos conteníamos el aire- moriría desangrado, en su espalda había escrito "McKinnon y Prince murieron para honrar nuestra causa, el nacimiento del gran poder"-el rostro del hombre se contrajo- ese niño fue alumno mío, Donovan es un mal nacido, sin escrúpulos y cruel...-dijo con profundo odio y todos permanecimos en silencio, horrorizados por la crueldad de Thor.

 

Después de un rato en silencio, la puerta del despacho de McGonagall se volvió a abrir y por ella entraron los padres de Rose y Hugo, tío Harry, los profesores Longbottom, Flitwick, Sinistra y Slughorn además de la Directora McGonagall.

 

-Minerva-dijo el Señor Homelore, Rose se sorprendió casi nadie llamaba a la Directora por su nombre de pila, de su familia solo lo hacia Rose.

 

-Profesora-dijo Hagrid levantándose.

 

-Hagrid, siéntate tranquilo-dijo la Directora con una amabilidad poco frecuente.

 

-Señor Homelore, perdone la intromisión de algunos sobrinos, amigos y de nuestros hijos-dijo enfadado su padre Ron. Rose le miro con desafió.

 

-No, Eleine nos dijo que vendrían y así lo han echo, no han defraudado, yo de usted estaría orgulloso-dijo el Señor Homelore, todos le miraron agradecidos-fueron muy respetuosos, educados y pacientes-concluyo, captando la mirada de todos, y Rose había jurado que les dedicaba una sonrisa sino fuera por la inmensa tristeza que le embargaba.

 

-Pues seria la primera vez-dijo tío Harry mirando preocupado a James y Lily, Lily estaba sentada en las rodillas de su hermano y lloraba en silencio, como muchos.

 

-Debo marcharme-dijo el señor Homelore.

 

-Señor, si nosotros podemos hacer algo...-dijo tío Harry- no dude en avisar.

 

-Gracias, hasta en nuestra tierra su nombre transmite esperanza-dijo el Señor Homelore. Ahora este mago se acerco a Eleine, murmuro algo y Eleine le miro.

 

-Señor... tome-dijo débilmente Eleine, entregándole el emblema.

 

-No, pequeña-dijo el Señor Homelore, acercándose a Eleine-quédatelo, te pertenece, Eleine, me partes el corazón al verte así, tus padres eran los mejores, nunca podré aceptar su perdida, pero tu busca la felicidad en los tuyos, aun eres muy joven para perderte en la tristeza y en la oscuridad... creo firmemente en el criterio de Aldy-dijo el Señor Homelore, mirando a Hagrid y a la Directora McGonagall- se que la cuidaran, pero si necesitan algo, llamarme-dijo inclinándose ante ellos.

 

-Abundio, no debería buscar a Thor-dijo preocupada la Directora McGonagall.

 

-A mi Aldy... no Donovan no fue, fue el otro, con ese quiero luchar-dijo el Señor Homelore volviendo a su expresión fría.

 

-Señor, seguimos pensando, que no es conveniente que vuelva si llegamos a un acuerdo entre los ministerios...-empezó a decir su madre Hermione.

 

-Señora-dijo el Señor Homelore-mire en las paredes-ahora los cuadros parecían curiosos- pregúntele si alguno de estos Señores dejarían a sus alumnos a la merced de la muerte.

 

Todos se quedaron callados muy impresionados y algún que otro cuadro aplaudió, otros le miraban con respecto y otros con admiración.

 

-Señor, que pruebas tiene que fue, bueno otra persona la que... acabo con la Señora Prince-termino su padre Ron mirando a Eleine que ni si inmuto.

 

-Eleine, esta bajo un hechizo, no oye nada, cuando hablamos de las circunstancias en que murieron sus padres, solo escucha cuando le hablamos directamente-dijo el Señor Homelore-el Señor Hagrid y yo consideramos que era lo mas adecuado, dado que ella quería permanecer aquí-concluyo con pesar

 

Ahora Rose entendía porque Eleine no decía nada y entendía por que el Señor Homelore al acercase a Eleine murmuro el contrahechizo.

 

-Y Donovan no mato a Aldy, el la amaba, nunca le aria daño a ella, lo se, le conozco y solo puedo asegurárselo con mi fe, no demostrárselo...-dijo el hombre de los ojos morados. Su padre Ron no parecía muy conforme pero acepto lo que le dijo.

 

-¿Donde están los restos de Aldy y Matt?-pregunto dolido Hagrid

 

-No lo se-dijo el hombre embargado- tratándose de los que Aldy encerró, me imagino que lo utilizaran...-el hombre se volvió a sentar, a Rose le parecía que no quería terminar la frase.

 

-Como trofeo-contesto secamente su tío Harry intercambiando una mirada con Hagrid. Todos nos miramos entre nosotros asqueados, como era posible...

 

-Debo irme, ahora si... cuídela, se lo suplico-dijo el Señor Homelore con una ultima reverencia, adentrándose en la chimenea y desapareció.

 

-Señor Homelore...-dijo Eleine, despertando de ese letargo en el que estaba mirando a todos, Rose, Albus y Scorpius se acercaron, pero el Señor Homelore se había ido como sus padres, y tal vez para no volver...

 



« Llegada inesperada Comenta este capítulo | Ir arriba Pascuas con Hagrid »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.