Historia al azar: Vacaciones al estilo Potter
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Harry y Ginny: Union de alma » Amelia Bones
Harry y Ginny: Union de alma (ATP)
Por Ted766
Escrita el Sábado 18 de Julio de 2020, 23:43
Actualizada el Miércoles 9 de Septiembre de 2020, 09:40
[ Más información ]

Amelia Bones

Ya te vas entonces? - Pregunto Draco.

Si, quiero darle una gran sorpresa a Ginny- Dijo Harry.

Bien, entonces nos veremos en septiembre- Dijo Draco.

O tal vez compremos los útiles juntos, creo que regreso dos o tres días antes de empezar clase- Dijo Harry.

Bueno, perfecto- Dijo Draco- Llamas el autobús noctámbulo?.

Si creo que lo haré- Dijo Harry - Donde están tus padres para despedirme?.

Fueron en una de sus raras reuniones-Dijo Draco.

Entonces te quedarás aqui solo?-Pregunto Harry.

No, Pansy vendrá en un par de horas- Dijo Draco sonriendo.

Rompecorazones- dijo Harry riendo.

Habla el que se va de viaje con la familia de su novia-Dijo Draco riendo.

Oh vamos es diferente- Dijo Harry.

Si claro, a otro perro con ese hueso de que son almas gemelas-Dijo Draco.

Pero es verdad!- Dijo Harry.

Uno tiene que probarlo todo antes de tomar una decisión- Dijo Draco.

Yo ya encontré mi decisión- Dijo Harry.

No se si tuviste buena suerte o mala suerte- Dijo Draco.

No me arrepiento-Dijo Harry.

Ya veremos eso - Dijo Draco riendo.

Harry sonrío, tomo su baúl y salio de la enorme mansión.

Se despidió de Draco mientras colocaba su varita en el suelo y casi automáticamente aparecía el Autobús Noctámbulo.

Buenos días son 9 Knuts- Dijo Stan.

Harry se los dio intentando no ser reconocido, normalmente se camuflaba cuando viajaba con los Weasley pero ahora estaba bastante a la vista.

Para no llamar la atención empezó a escribir una carta.

Querido Remus.

Es Harry, quería avisarte que iré junto a la familia Weasley a Egipto, volveré antes de comenzar las clases.

Quisiera que me avisaras de cualquier movimiento que hagan en cuanto al caso de Sirius.

La verdad me voy algo preocupado, pero en realidad confío que sabrás hacer lo que necesite el caso.

Espero que todo vaya bien, nos vemos cuando vuelva.

Saludos Harry.

No supo como logro escribir esa carta decente después de todo el movimiento del autobús pero lo hizo.

Al levantar la cabeza ya están en frente de la madriguera.

Pago los knuts y bajo.

Podía sentir la emoción comenzando pero intento bajarla para no alertar a Ginny.

Toco silenciosamente la puerta, esperando no llamar la atención y que Molly le abriera.

Por mala suerte lo hizo Ron que casi pone el grito en el cielo.

Le empezó a decir que se iban y que Harry no iba a poder pasar vacaciones en la madriguera.

Harry asintiendo, avanzó hacia la cocina esperando que se callase para contarle que eso ya lo sabia.

Molly lo vio llegar a la cocina y dejo todo para abrazarlo fuertemente.

Ron no sabía si era por que lo extrañó o algo más.

Harry- Dijo Molly -Anda a ver a Ginny, creo que está arriba en su cuarto.

Harry corrió con una sonrisa, tristemente dejando a Ron preguntándose que acaba de pasar.

Harry abrió cuidadosamente la puerta de Ginny y vio que estaba todavía dormida.

Planeo caer encima pero no quería aplastarla, pobrecita, por lo que simplemente gritó lo más fuerte que pudo.

Ella se despertó realmente asustada y miro a todos lados buscando de donde provenía el grito.

Cuando lo vio, su cara se ablando pero luego empezó a golpearlo fuertemente

Los gemelos Weasley también se asustaron con el grito, los únicos que gritaban aquí eran ellos dos.

Bajaron revisando las habitaciones hasta la de Ginny que miraron y Harry estaba dentro riendo.

Oh bueno fue Harry se dijeron a si mismos sin embargo se preguntaron por que demonios Harry estaba aquí si se iban como en cuatro horas a Egipto.

Se acercaron para entrar pero los de adentro hablaban sin reparar su presencia en la puerta.

Me asustaste, hijo de tu mamá, que haces aquí, no podías despertarme como siempre?- Pregunto Ginny golpeándolo.

Como siempre?- Pregunto Harry riendo.

Como siempre, con una voz suavecita y diciendo que me tengo que despertar- Dijo Ginny sonriendo.

Pero eso es por que quien se cala tu humor en la mañana, imagínate si no te despertará así, todos los días irías a clase amargada- Dijo Harry.

Bueno si amo dormir y que- Dijo Ginny sonriendo y abrazando a Harry.

Te extrañe- Dijo Ginny.

Y yo a ti- Dijo Harry abrazándola fuertemente.

Un escalofrío los recorrió a ambos no hacia falta decir que se trataba de el vínculo haciendo algo.

Los gemelos sin embargo se quedaron callados y se fueron silenciosamente para no llamar su atención y repasaron los acontecimientos en su cabeza para entender de que hablaban.

Ellos ajenos a eso, bajaron felices, querían tomarse de la mano estar los más cerca posible, pero no podían tenían que guardar las apariencias delante de sus padres que todavía desaprobaban su relación.

Cosa que les sacaba canas verdes.

Ginny todavía no entendía que hacía Harry allí, pero decidió no preguntar por ahora solo necesitaba estar un poco más cerca de Harry.

Se sentaron a desayunar los gemelos dándoles miradas extrañas a Harry y Ginny mientras todos comían.

Percy miraba a Harry y a sus padres esperando una explicación.

Arthur se digno de hablar cuando sintió la mini tensión.

Chicos les tengo una noticia- Dijo Arthur pareciendo triste, una buena actuación.

Todos miraron asustados, y si se cancelaba el viaje?.

Es en cuanto al viaje- Dijo Arthur.

Todos ya estaban listos para que dijeran que no iban.

Vamos a ir con Harry también!- Dijo Arthur riendo.

Todos quedaron en un mini shock, por el susto y por la gran noticia.

Ginny grito y lo abrazo.

No me habías dicho!- Dijo Ginny feliz.

Era una sorpresa- Dijo Harry.

Vamos a pasarla genial- Dijo Ron riendo.

No puedo creerlo- Dijo Ginny- Como lo ocultaste?.

Eso es lo que tu no sabes- Dijo Harry riendo.

El desayuno avanzó tranquilamente para ser de los Weasley.

Sin embargo cuando este termino solo se escuchaban gritos, maletas abriéndose y cerrándose y más gritos.

Harry estaba muy tranquilo en la sala leyendo un libro que había encontrado por ahí.

Ginny bajaba a buscar algo lo veía, sonreía y volvía a subir.

Harry le daba risa que siempre lo hacia en el mismo orden.

No paso mucho tiempo después cuando la señora Weasley ya estaba apurando a todos.

Ginny necesitaba ayuda claramente por lo que dejo el libro a un lado y subió a su habitación.

Que necesitas- Dijo Harry.

Nada Harry estoy bien- Dijo Ella mintiendo.

Recuerdas que puedo sentir lo que sientes no?- Pregunto Harry.

Que problema es mentirte - Dijo Ginny.

Dime que necesitas?- Pregunto Harry.

En el closet hay unos zapatos que no consigo, me ayudas?-Pregunto Ginny.

Por supuesto- Dijo Harry y se metió de lleno al closet buscando, estaba mágicamente ampliado cosa que hacia más difícil encontrar el par de zapatos que Ginny describía.

En eso encuentra un librito, muy pequeño y estaba rayado.

Lo iba a dejar a un lado cuando leyó su nombre en el.

Harry Potter y los doce dragones.

Harry miro el libro intentando que Ginny no viera que lo consiguió.

Sin mucho éxito.

Que tienes allí?- Pregunto Ginny.

No te diré- Dijo Harry escondiendo el libro detrás de su espalda y saliendo del closet.

Harry!- Dio Ginny- Que tienes allí.

Nada importante- Dijo Harry.

Ginny en una estrategia por ver que tenia corrió a tirarsele encima, cuando vio el libro que tenia se puso simplemente histérica.

Tranquila- Dijo Harry.

Dámelo, Harry dame ese libro- Dijo Ginny.

Oh vamos Ginny- Dijo Harry sacando el libro de detrás de su espalda - Es un libro sobre mi, quiero ver que dice.

Ginny simplemente se le tiro encima haciendo que perdiera el equilibro y cayeron de bruces en el suelo.

Se quedaron quietos por un momento sin entender que había pasado.

Ginny estaba encima de el y podía ver sus hermosos ojos a una cercanía increíble.

Harry ya sentía todo el peso de Ginny en si, pero no movió un músculo para no arruinar este momento.

Ginny estaba en una situación similar, sabia que debía estar aplastando a Harry pero sus ojos verdes la dejaron tan hipnotizada que ni eso importaba, bajo la mirada intentando que el hechizo se rompiese, pero solo logro mirar sus dulces y apetecibles labios.

Entre abiertos.

Ella no supo por que, ni siquiera lo pensó una vez, mucho menos dos.

Lo besó.

El esta a muy sorprendido y no se lo respondió en el momento, ellos se habían prometido nada de nada en la Madriguera pero aquí estaban, Ginny encima de él besándose.

Lo peor de todo era que el no pensó en parar en ningún momento.

Eran ambos todavía demasiado inexpertos, intentaban cualquier cosa y veían como salía, no sabían que le gustaba a su pareja o que no.

Solo sabían una cosa.

Se sentía correcto.

Normalmente cuando Ginny hacia algo que sabia que sus padres se molestarían sentía una culpa con la que casi no podía vivir, pero ahora.

Simplemente estaba bien.

Ella estaba haciendo lo que debían hacer..

Ni una pizca de culpa, o incluso preocupación.

Solo se sentía bien y eso era suficiente para Ginny.

Sin embargo una explosión ruidosa aunque típica de los gemelos los separó sobresaltandolos.

Yo...- Dijo Harry queriendo disculparse.

No te disculpes- Dijo Ginny - Se exactamente lo que sientes, a mi me gusto también.

Pero...- Dijo Harry pero volvió a ser interrumpido por Ginny.

No puede repetirse a menos que estemos seguros de que nadie nos verá, no podemos arriesgarnos - Dijo Ginny- Recuerdas que tengo parte de tus pensamientos en mi cabeza?.

Lo se- Dijo Harry- Amo tenerte cerca lo sabias ?.

Yo también amo tenerme cerca- Dijo Ginny bromeando.

Harry río.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Ya estaban de camino al ministerio donde entrarían por flu para trasladarse a Egipto.

Harry estaba emocionado por el trayecto, aunque el señor Weasley le dijo que era lo mismo que viajar en flu solo que un poco más largo.

Intento no pensar en la mano que estaba sosteniendo mientras ayudaba a Ginny a bajar del carro y la cercanía en la que estaban, después de todo en frente de los Weasley debían aparentar. 

Llegaron y mucha gente le daba curiosas miradas a la familia, a parte de ser una manada de pelirrojos venía un pequeño niño el único diferente cabello negro si se fijaba bien era el pequeño Harry Potter.

A donde se dirigían? Se iban del país? Por vacaciones o algo más? Esa es Ginny, la supuesta novia de Harry?.

Están realmente cerca, siguen siendo novios?.

Estas preguntas pasaban por la cabeza de todos, ese chico era un verdadero misterio.

Harry algo incomodo y por instinto se acerco mas a Ginny.

 Ya has viajado fuera del país? - Pregunto Harry.

Una vez fuimos a Irlanda, pero fue hace mucho tiempo- Dijo Ginny.

 Y como es esto? - Pregunto Harry nervioso.

Sin tantas miradas curiosas por supuesto pero en general es muy normal, llegas te hechizan para protección e identificación, entras a una chimenea gigante con varias personas y apareces en el lugar- Dijo Ginny - Eso es todo lo que recuerdo.

Tenia que ser por flu, la forma de viajar que soy más malo-Dijo Harry.

Relajate- Dijo Ginny-Además este será un solo momento tenemos un mes entero para pasarlo en Egipto, además falta un día para que cumplas años tienes que sonreír!.

Wow se me había olvidado la fecha- Dijo Harry recordando que es cierto, en un día cumplía años- Seré oficialmente dos años mayor que tu.

Yo cumpliré años que si diez días después asi que no te emociones con eso- Dijo Ginny riendo.

 Estoy feliz- Dijo Harry- Con esto de cumplir años.

 Por que? -Pregunto Ginny extrañada tanto por las palabras como por los sentimientos provenientes de Harry.

 Es un numero más cerca de mi independencia total- Dijo Harry- Y por consiguiente la tuya.

 Santo Merlín! Solo falta un año para estar emancipados!- Dijo Ginny sonriendo.

 Lo se- Dijo Harry- Solo tenemos que escondernos por un año más.

Solo uno-Dijo Ginny sonriendo.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Mierda- Dijo Remus molesto, era la segunda vez que le regresaban la carta que enviaba para preguntar sobre el estatus de reconsideración de la sentencia de Sirius.

Estaba molesto.

El ministerio hacia todo lo que podía por desestimar este caso.

Solo quedaba la opción de que Harry se hiciera público y anunciará que quiere a su padrino libre.

Pero el no quería que eso pasara , Harry todavía era muy niño para lanzarse de esa manera a la política.

El pensaba y pensaba, no encontraba una manera viable de acercarse al ministerio.

Sus pensamientos con el tiempo se desviaron a recordar como era Sirius antes tan vivaz y alegre y ahora Sirius solo piensa en que todo lo que él le dice es un sueño.

Que nada bueno puede algunas vez pasar en su vida.

Era tan alegre, bromista, jodedor, siempre saliendo con una chica nueva, quejándose de que James sentará cabeza tan rápido.

Que Remus no les gustará salir de juerga y Peter siempre estaba ocupado.

Río un poco de esos tiempos.

Recordó que un par de meses antes de que todo sucediera el había empezado a sentar cabeza.

Remus nunca conoció a la chica que le hizo hacerlo.

Pero según palabras del propio Sirius " Es el tipo de chicas que te mueve el piso tanto que te sientes estable cuando estas con ella".

Remus nunca llego a entender completamente esa frase.

Se pregunto quien era la afortunada.

El nunca la conoció por que estaba haciendo trabajos para Dumbledore todos los días.

Solo sabia que se llamaba Amelia.

Y que Sirius estaba incontroladamente enamorado de ella.

Se pregunto como pudo ser la vida de ella cuando encerraron a Sirius.

Llego a sufrir por eso? Creyó en Sirius? Le dolió la muerte de los Potter?.

Tantas preguntas que se le ocurrieron en un solo instante.

Pensó como seria la vida de ella ahora pero no pudo imaginar algo claro, nuca llego a conocerla.

Solo supo que estaba en la academia de aurores, que era bonita, pelirroja, y que se llevó muy bien con Lily.

Lo único distintivo era lo de pelirroja.

Una realización lo golpeo de inmediato.

Estudiaba para ser Auror hace como 10 años, debía tener una carrera prospera.

Según Sirius era muy inteligente.

Tomo sus llaves y se apareció en el ministerio.

Corrió hasta el departamento de seguridad mágica y fue corriendo hasta donde estaba la secretaria.

No soportaba la intriga.

Aquí trabaja alguna persona llamada Amelia? - Pregunto Remus.

La Señora Bones?- Pregunto la chica.

Es pelirroja?- Pregunto Remus.

Si- Dijo la chica extrañada.

Puedo habla con ella?-Pregunto Remus.

Su oficina esta justo detrás, toque la puerta antes de entrar- Dijo La chica.

Gracias- Dijo Remus sonriendo.

Giro completamente y se encontró con una imponente puerta que decía jefe de seguridad mágica Amelia Bones.

Toco la puerta y sonó una voz diciendo: Adelant.e

Remus abrió la puerta tímidamente, no soportaba los nervios.

Ella no sabia quien era el por lo que lo miro con desconfianza - Amelia Bones y usted?.

Remus Lupin- Dijo él.

Ella pareció recordar haber escuchado el nombre en alguna parte pero no pudo ponerle cabeza.

Siéntense por favor señor Lupin- Dijo Amelia.

Gracias- Dijo él más nervioso, se pregunto que demonios decir.

Que puedo hacer por usted?- Pregunto Amelia.

Se que la pregunta le va a sonar algo extraña, pero usted conoció a Sirius Black? - Dijo Remus nervioso.

Yo...- Dijo Amelia, luego se enfureció- Largo de mi oficina, yo no acepto chantajes, yo acepto mi pasado.

El se levanto instintivamente.

No quiero escucharlo de nuevo por aquí señor Lupin- Dijo Amelia realmente molesta.

No, entendió todo mal, señora Bones- Dijo Remus.

Ibas a chantajearme con divulgar que salí con un condenado y mortifago- Dijo Amelia- Pero ya han venido otros como tu antes y créeme me encargo de que nadie se entere sin pagar ni un knut.

Eh, no- Dijo Remus- Lo juro.

Si no viene por eso, que hace aquí?-Pregunto ella como pregunta trampa.

Podemos volver a sentarnos y le explico?- Pregunto Remus.

Ella no asintió pero tampoco se negó por lo que el se sentó.

Soy amigo de Sirius- Dijo Lupin- Desde Howgarts.

Cual dijiste que era tu nombre?-Pregunto Amelia.

Remus Lupin- Dijo Remus.

Tu eras el que nunca apareció?- Pregunto Amelia- Siempre estabas trabajando.

Tu fuiste la que hizo sentar cabeza a Sirius entonces- Dijo Remus feliz de haber encontrado a la mujer.

Lo soy-Dijo Amelia, con algo de orgullo- Lily me decía que yo era la única que pudo lograrlo.

Remus sonrió ante el recuerdo de su mejor amiga.

Nadie lo había hecho- Dijo Remus concordando con lo dicho por su amiga hace años.

Nunca nos llegamos a conocer pero... Te tengo una pregunta personal- Dijo Remus.

Pregunta- Dijo Amelia muy seria.

Tu crees que Sirius es inocente o culpable?- Pregunto Remus.

Ella se quedo callada y aparto la mirada, no quería responder a esa pregunta.

Yo no creo, se que el es inocente- Dijo Remus.

Su cabeza giro tan rápidamente que días créeme sentiría un dolor continuo.

Como lo sabes?- Pregunto Amelia.

Piensas que culpable o inocente- Dijo Remus- Sabre si me mientes.

El podía oler el nerviosismo, con sus habilidades de hombre lodo, los humanos al mentir se ponían nerviosos, era como un detector de mentiras.

Creo que... es- Dijo Amelia pero antes de responder miro a todos lados en la habitación- Inocente.

La cara de Remus se ilumino.

Como sabes que lo es?- Pregunto Amelia.

Yo desconfíe de Sirius todos estos años hasta que hace un par de meses me llego una carta de Harry Potter- Dijo Remus.

Harry Potter? El Harry Potter?- Pregunto Amelia.

Si el- Dijo Remus- Se comunico para decirme que James y Lily dejaron cartas antes de morir, para el pequeño, para Sirius y para mi.

Ternuras-Dijo Amelia sonriendo.

Lo eran, pero el punto es que en las cartas deja claro que el guardián secreto era Peter Petigrew y no Sirius- Dijo Remus.

Comprobaste la veracidad de esas cartas?-Pregunto Amelia..

Mil veces-Dijo Remus.

Que me estas queriendo decir Lupin?- Pregunto Amelia.

Que Sirius si es inocente , que nunca tuvo un juicio que pudiese probarlo, no merece ese lugar de mierda- Dijo Remus.

Tienes toda la razón- Dijo Amelia -Haz hecho algo por sacarlo?.

Llene todo, pero creo que no me hicieron mucho caso- Dijo Remus- Por eso estoy aqui, la otra opción es hacer del pequeño Harry una figura política, y el esta muy joven.

Lo entiendo- Dijo Amelia sonriendo-Creo que si podré ayudar.

Remus sonrío.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Harry no podía creer lo que sucedía, estaba viajando con su segunda familia, estaban recorriendo Egipto.

Teniendo precaución de estar lo más cerca que pudo de Ginny pues los Flamel les dijeron que después de tanto tiempo separados, tenían que recuperar esas fuerzas estando lo más juntos posible.

Todo lo que importa realmente estaba junto a él ahorita.

Estaban en algún tipo de taxi encantado como el ford anglia que los llevaba a el hotel donde se quedarían.

Estaba emocionado por volver a compartir habitación con Ginny, la había extrañado demasiado.

Esperaba que sean las mejores vacaciones de su vida.

El haría lo posible para que eso pasara y disfrutar el tiempo con su esposa sin que nada los molestara.

Podían pretender ser solo amigos pero a puertas cerradas serian quienes ellos quieran.

Si tu lo dices-Dijo Ginny- Yo sere un oso.

 Estabas escuchando mis pensamientos falsa- Dijo Harry.

 Solo un poco- Dijo Ginny- Yo estoy emocionada de ver a Bill.

 Tu hermano, el favorito- Dijo Harry.

 El mismo, siempre me cuido, pero me preguntaba si estaba bien, me dejaba hacerlo pero estaba allí para recogerme - Dijo Ginny- Ojala pudiese decirle lo de nosotros, se que el no reaccionaria mal.

Es tu decisión Gin, es tu familia- Dijo Harry.

No, no le diré, por que nadie debe saber a menos hasta dentro de un año-Dijo Ginny-Pero al primero que le contaré es a el.

 Trato- Dijo Harry.

 Estoy muerta- Dijo Ginny.

 De que? - Dijo Harry.

 Pues no se solo quiero dormir- Dijo Ginny.

 Floja, bueno veremos si convencemos a tus padres de quedarnos por hoy en el hotel- Dijo Harry.

Probablemente mira la cara de mi papa esta molido- Dijo Ginny-Imagino que es una gran cantidad de magia para viajar por flu de un país a otro.

 Bueno podríamos dormir, y luego bajar a pasear por el hotel, debe tener algo que hacer- Dijo Harry.

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Bill santo cielo, debes dejar que te corte solo un poco ese cabello- Dijo Molly.

Mamá... Acaban de llegar- Dijo Bill- Luego hablaremos de mi cabello.

Bien, pero hablaremos- Dijo Molly.

Hola enana!- Dijo Bill mirando a Ginny - Como estas?.

Súper bien!- Dijo Ginny sonriendo.

Oh veo que Harry también vino! Eso es genial, entre más mejor- Dijo Bill sonriendo -Que tal el viaje?- Pregunto Bill.

Nos fue bien, aunque llegue algo cansado- Dijo Arthur- Por la magia del flu.

Siempre pasa, es un viaje realmente largo- Dijo Bill- Y con tantas personas, lo bueno es que hoy es el dia de descanso, los dejaré quietos en el hotel y mañana si saldremos temprano para visitar las pirámides y demás.

Si!- Dijeron los gemelos- Han escuchado que los egipcios eran grandes bromistas y que engañaban a la gente haciéndolos entrar a sus pirámides.

Lo hacen- Dijo Bill riendo- Hay una pirámide que inventaron algunos arqueólogos para literalmente hacer novatadas.

Genial!- Dijeron los gemelos.

Bill! No les des ideas, este año me llegaron 163 notas de bromas de estos pequeños- Dijo Molly.

Tres de esas no las hicimos nosotros, asumieron que si- Dijo Fred.

Eso deja otras 160 que si hicieron- Dijo Molly como si hubieran tenido esta conversación cada dia.

A este paso superarán a los merodeadores- Dijo Bill riendo.

Nunca, ellos tenían 200 por año- Dijo George- Ellos eran cuatro sin embargo.

Espero que no estén orgullosos de ese numero- Dijo Molly.

No para nada- Dijo Fred.

Queríamos llegar a 180- Dijo George.

Oh pequeños irresponsable- Dijo Molly.

Chicos, nosotros vamos a ir a descansar- Dijo Arthur tomando la mano de Molly- Pueden hacer lo que quieran, menos salir del hotel.

Yo también me voy a dormir- Dijo Ginny.

Claro vienes a nuestra habitación- Dijo Molly mirando con mucho cuidado a Ginny y Harry.

Yo también descansaré- Dijo Harry.

Tu habitación esta al lado de la nuestra Harry - Dijo Molly- Vamos.

Se despidieron de los demás que iban a la sala de juegos y a la librería.

Caminaron en silencio hasta la habitación, cuando llegaron al frente de las puertas.

Ginny, vas a entrar a nuestra habitación, allí hay una puerta que da a la habitación de Harry- Dijo Molly- Es solo para mantener las apariencias.

De acuerdo-Dijo Ginny.

Harry entro a su habitación y se acostó en la cama, muy cómoda cabe agregar.

Poco tiempo después Ginny entro por una puerta que Harry no había visto antes.

Déjala abierta Gin-Dijo Molly.

Mamá, Harry y yo queremos dormir, y los ronquidos de papá no nos dejaran- Dijo Ginny.

Arthur enrojeció y Molly acepto a regañadientes.

Pero al final la puerta se cerro.

Ginny se acostó sonriendo por haber ganado la batalla contra su madre y la puerta.

Suspiro profundamente y tomo la mano de Harry.

Se siente tan bien- Dijo Ginny- Es genial que hayas venido Harry.

A mi también me gusta- Dijo Harry.

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Soy la jefe de seguridad magica y tengo el derecho de revisar los casos cuantas veces yo quiera- Dijo Amelia bastante molesta.

Pero señora Bones- Dijo el muchacho de los archivos.

Nada, dame el archivo de Sirius Black- Dijo Amelia.

El muchacho en realidad no podía poner objeción alguna y solo le entrego el archivo.

Ella lo miro por décima vez en la semana, y por centésima vez en el día se lamento de no haber luchado por la libertad del amor de su vida.

Ahora solo pedía un juicio y no se lo querían dar.

Tenia que tomar medidas drásticas.

La prensa.

Salio del archivero.

Y fue a escribirle una nota a dos personas.

La primera, Remus Lupin, tendría que ayudarla para todo esto.

La segunda, Rita Skeeter quien pondría esta historia en el oído de todos.

Las respuestas no tardaron en llegar.

Remus fue el primero en responder diciendo que el la apoya en todo lo que ella diga que es mejor para Sirius.

Rita respondió después, pidiendo que se reunieran en una hora en algún restaurante muggle.

Acepto la invitación y salio del ministerio dispuesta a arruinar este lugar si no sacaban a Sirius.

Ella amaba a Sirius, todavía lo hace.

No pudo sacárselo nunca de la cabeza

Tuvo un par de relaciones si, una vez incluso formalizaron, pero nunca nadie fue el, ni mucho menos mejor que el.

Ella todavía amaba a Sirius Black, pero la cobardía y el resentimiento no la dejaban averiguar sobre su caso antes.

No quería decepcionarse enterándose de que era culpable, que el chico del que estaba enamorada era un mortifago.

Ahora si embargo se daba cuenta de que es peor que este allí siendo inocente.

Se arriesgaría por conocer la verdad.

Llego temprano diez minutos antes de su cita con Rita, sin embargo ella también llego temprano pues la vio sentada ya en una de las mesas.

Se acerco a ella y sonrió.

Ella solo la miro y dijo- Sobre que estamos hablando.

El ministerio dejando a un inocente en Azkaban para no reconocer sus errores- Dijo Amelia.

Los ojos de Rita se abrieron y parecían sonreír.

Falta más- Dijo Amelia- Hablamos de Sirius Black.

El de los Potter?-Pregunto Rita.

El mismo- Dijo Amelia.

No estoy segura de esto- Dijo Rita de repente- La gente odia a este tipo.

Lo se, pero el nunca tuvo un juicio, se molestaran con la incompetencia del ministerio- Dijo Amelia.

Como sabes que es inocente ?- Pregunto Rita- Por que el tenia varias pruebas que lo inculpaban.

Circunstanciales, los Potter mintieron a todo el mundo, diciendo que Sirius era su guardián, para que fuese más secreto, su verdadero guardián era Peter- Dijo Amelia- Lo se por que los Potter dejaron todo por escrito.

Como?-Pregunto Rita.

En sus bóvedas, Harry accedió a ellas y en ellas estaba todo confesado-Dijo Amelia.

Qué quieres ganar de esto?-Pregunto Rita.

Un juicio justo para Sirius-Dijo Amelia.

Me gusta la historia, haré un par de borradores te los enviare mañana a primera hora, los sacaremos pasado mañana- Dijo Rita.

En primera plana?-Pregunto Amelia.

Por supuesto-Dijo Rita.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Bajaré a buscar mesa- Se ofreció Harry.

Vamos Harry yo te acompañó, dejemos a estas chicas arreglarse- Dijo Arthur.

Ginny sonrió ante eso.

Busco su ropa en la maleta.

Su madre estaba al lado de la habitación.

Ella busco su camisa, quería estar bonita, era una cena con su familia en Egipto, tenia que estar bonita.

Se quito la camisa que tenía, era como de pijama realmente la que cargaba.

En eso su mamá entro a la habitación y la vio.

A Ginny realmente no le importo, su madre la había visto si camisa mil veces pero Molly se quedo un poco congelada mirándola.

La hizo sentirse avergonzada.

Por lo que se puso rápidamente la camisa.

Su mamá salio de la habitación sin decir una sola palabra.

Ginny se extraño, pero prefería por ahora mantener una distancia razonable con su mamá por ahora no quería entrar en peleas sobre Harry.

Se puso una falda y procedió al espejo para arreglarse el cabello increíblemente despeinado y que necesitaba un corte.

Miró su cara y noto que una extraña pepa, que le había salido hace un par de días estaba allí.

Suspiro.

La enfermera Phomfrey le había advertido su desarrollo temprano o algo por el estilo, solo había entendido que pronto se volvería mujer y que estas desagradables pepas en su piel seguirían saliendo.

Cuando estuvo lista espero hasta que su madre lo estuviera y bajaron.

Su madre parecía querer decirle algo pero no parecía hacerlo.

Ginny se encogió de hombros y fue a sentarse con su familia que estaban muy animados.

Los gemelos molestaban a Percy.

Su padre hablaba con Ron.

Harry compartía con Bill.

Ginny sonrió ante la escena y se sentó entre Harry y Ron.

Harry le tomo la mano por debajo de la mesa.

 Todo bien?-Pregunto Harry.

 Excelente-Dijo Ginny.

Estas muy bonita- Dijo Harry.

Gracias- Dijo Ginny sonrojada.

Bill no entendía como de un momento a otro Harry paso a mirar a su hermana pequeña y se quedo así ni siquiera dijo una palabra solo la miro.

Y luego volteo su cabeza y siguió hablando con el como si nada.

Era muy raro todo esto.

La cena transcurrió sin mayores incidentes, excepto que al parecer Bill tenia que irse urgentemente a mitad de ella por que un compañero había quedado atrapado en una de las pirámides de prueba.

Molly quedo realmente preocupada.

Harry estaba feliz de estar allí.

Los gemelos no dejaban de hablar de lo emocionante que era este viaje.

Ron hablaba de que quería visitar pronto las pirámides.

Percy decía que prefería los mercados locales para conocer las culturas.

Molly miraba extrañamente a Ginny.

Cuando la cena acabo, nadie quería irse a dormir por lo que fueron a la sala de juegos.

Molly sin embargo detuvo a Ginny- Necesito hablar contigo.

Ginny asintió.

Estaré escuchando-Dijo Harry.

 De acuerdo- Dijo Ginny.

Molly la guío a una parte del lobby del hotel, y no pudo evitar sentirse nerviosa por la conversación que estaba a punto de tener con su hija.

Ginny,no se como hablar contigo esto-Dijo Molly.

Si es sobre Harry, ya hablamos de lo que teníamos- Dijo Ginny manteniéndose fuerte.

No es exactamente sobre Harry - Dijo Molly.

Que es?-Pregunto Ginny.

Eh notado que estas creciendo - Dijo Molly.

Como todos- Dijo Ginny.

No me entiendes, has crecido mucho más rápido que los demás-Dijo Molly.

Supongo que he madurado con el vínculo-Dijo Ginny.

Sigues sin entender- Dijo Molly- Estas creciendo físicamente.

Supongo que tal es estoy más alta- Dijo Ginny.

No!-Dijo Molly- Tu cuerpo esta entrando en fase de desarrollo, tienes caderas, algo de acne, incluso te crecen los senos!.

Mamá!- Dijo Ginny sonrojada.

Lo siento- Dijo Molly- Pero me di cuenta y no puedo creerlo, eres muy joven para eso!.

Madame Phomfrey me dijo que eso podía pasar, con el paso a la segunda fase- Dijo Ginny.

Desarrollarte tempranamente?- Pregunto Molly.

Si-Dijo Ginny- Que el vinculo lo acelera todo para que estemos listos para ser pareja adulta cuando estemos en la tercera fase.

Y cuando es eso?-Pregunto Molly.

No lo sabemos- Dijo Ginny- Los Flamel todavía no nos han dicho, pero dijeron que no debemos preocuparnos por eso ahora.

Ginny... Estoy preocupada por ti-Dijo Molly- Estas en pleno desarrollo y duermes con un chico que también esta en pleno desarrollo.

Y cual es el problema?- Pregunto Ginny retándola.

Pues lo es todo Ginny- Dijo Molly- Pueden pasar cosas que tu no quieras, o peor, las hormonas no se controlan fácilmente.

Mamá, sigues sin entenderlo!-Dijo Ginny-Harry no es mi amigo, o compañero o novio, el es mi esposo, es la persona con la que pasaré el resto de mi vida! Pase lo que pase entre nosotros es nuestro problema, por que no importa que el me va a apoyar y yo lo apoyaré a el, mamá se que no quieres aceptarlo pero yo ya estoy casada.

No me hables asi Ginny! Solo lo hago para protegerte, no ves que todavía son muy inmaduros y pelear y eso podría ponerte en riesgo! Seria más sencillo mantenerlos alejados, con el contacto al mínimo, hasta que sean mayores y sepamos que no se harán daño - Dijo Molly.

Por supuesto que no!- Dijo Ginny- Eso no va a pasar, Harry y yo nos sabemos cuidar entre nosotros, nos queremos, nuca nos haríamos daño, y si lo hacemos es nuestro problema, lo resolveremos.

Pero ese problema que tengan puede significar la muerte para ambos- Dijo Molly.

La afrontaríamos juntos- Dijo Ginny- No sucederá sin embargo.

Ginny no entiendes...- Dijo Molly mortificada.

No mamá, tu no entiendes Harry y yo nos amamos, y no, no somos muy jóvenes para conocer el amor- Dijo Ginny- Solo nos queremos y punto.

No se como hacerte entender lo equivocada que estas- Dijo Molly.

Yo no soy la equivocada ma- Dijo Ginny levantándose y caminando hacia la sala de juegos .



« El lado de la luz y el de la oscuridad Comenta este capítulo | Ir arriba Egipto »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.