Historia al azar: Herm superstar
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Los terribles secretos de la tercera generación. » La furia de los Weasley
Historia terminada Los terribles secretos de la tercera generación. (ATP)
Por Lucy Malfoy x
Escrita el Domingo 1 de Abril de 2018, 22:57
Actualizada el Miércoles 31 de Julio de 2019, 17:36
[ Más información ]

La furia de los Weasley

Eran más de las ocho de la mañana cuando Albus Potter despertó. Anoche se había quedado hablando Louis en la sala común de Gryffindor y cuando reviso su celular para ver la hora, era más de media noche, y alguien lo veía caminando por los pasillos de Hogwarts a medianoche le armarían una buena, así que decidió quedarse a dormir con su primo y los amigos de este.

Cuando vio la hora se levantó sobresaltado, y despertó a Louis con un leve golpe. Ambos se bañaron, y Louis le prestó uno de sus uniformes a su primo.

Lo que más odiaba Albus de Louis era su necesidad de saludar a cada alma que se encontrara.

—Louis mueve tu culo— Se quejó Albus— Quiero comer de una vez por todas.

—Calma—rio Louis—Oye ¿tienes tu teléfono? Todos aquí andan chillando por una cuenta de Instagram.

—No, lo dejé en mi habitación—dijo el pelinegro, para luego abrir los ojos como platos—lo que me recuerda que Scorpius es un maldito chismoso, y ya debió de revisarme hasta las alarmas.

—¿Acaso no tienes contraseña?—preguntó Louis. Ante el silencio de Albus negó—Serás idiota ¿Quién no le pone contraseña a su teléfono?

—Si tengo contraseña—explicó—otra cosa es que Scorpius se la sepa.

—Eso es mucha confianza para mí—Louis miraba a Albus como un bicho raro— Como sea revisaré el teléfono en el comedor, ya me está comenzando a dar hambre.

Antes de salir de la sala común de Gryffindor Albus cruzó su mirada con Alice, y su corazón latió mucho más fuerte

Esa chica le había robado el corazón. Nunca antes había estado tan idiota, como lo estuvo en ese tiempo, porque siendo sinceros, cuando nos enamoramos somos unos idiotas.

Ya no quería seguir recordándola. Habían intentado quedar como amigos, pero a eso él no le iba, así que evitaba si quiera mirarla, porque cuando la veía o siquiera pensaba en ella se sentía como un imbécil.

Ni siquiera el mismo sabía la razón por la cual habían terminado, quizás la falta de tiempo, quizás Alice le había perdido el cariño, quizás ya no le gustaba como antes, en realidad no lo sabía. Ella nunca le había dicho la razón, y él no iría a preguntarle.

¿Cómo lo afrontó? De la peor forma, saliendo con personas a las que ni siquiera toleraba, yendo de fiesta en fiesta, haciéndose el duro, todo esto para intentar hacerla pensar que no le había afectado para nada su decisión.

Albus negó para sí mismo cuando entró al comedor, no quería seguir pensando en Alice.

Se sentó en la mesa de Gryffindor junto a sus primos. Inmediatamente dedujo que Lucy estaba molesta porque estaba frunciendo el ceño. James intentaba hacerla reír, pero todos los intentos eran en vano. Louis se sentó al lado de Lucy y le preguntó que pasaba. Su prima rodó los ojos y le mostró el teléfono.

 —Hay una maldita página en internet que habla de nosotros—Lucy seguía furiosa, y Louis intentaba calmarla, porque James ya se había rendido.

—¿Y eso es nuevo para ustedes? —Albus arqueó una ceja—Todos en este colegio hablan sobre nosotros, por si no se habían dado cuenta.

—Pues lee lo que pusieron de ti a ver si te agrada—le propuso Rose.

Louis le pasó el teléfono a Albus, y comenzó a leer.

—Admito que esto no me agrada, pero tampoco me molesta. —Aceptó el pelinegro— Creo que hasta me hicieron un favor al anunciar eso. Pero me resulta patético que pongan que Alice rompió corazón.

Rose miró interrogante a su primo. El y ella tenían muchas cosas de que hablar. El tema principal era su ruptura con Alice.

—Pues parece que a Alice no le gusto que pusieran algo así—dijo James—aunque a quién engañas Albus…

El pelinegro miró de manera amenazadora a su hermana, y James prefirió callar.

—Son unos Imbéciles—dijo Lucy, exasperada—Si ese cuenta sigue no tendremos privacidad. A demás todos aquí sabemos que NO me gusta Theodore.

—Vale, dejemos que Albus y tú sigan negando cosas que son evidentes— Habló Fred, ignorando las miradas asesinas de sus dos primos.

Si todos en la mesa pensaban que Lucy estaba furiosa, es que no sabían lo que estaba por llegar. Dominique entró al comedor de manera rápida en dirección hacia donde sus primos estaban, y comenzó a soltar gritos.

—¿QUÉ MIERDA FUE ESO QUE ESCRIBIERON? ¡NI SIQUIERA ESCRIBEN ALGO QUE SEA CIERTO!—gritó Dominique, asustando a todos en la mesa. Tanto así que Fred y James habían guardado silencio.—¡DIGANME QUE ESTO ES UNA MALDITA BROMA DE FRED Y QUE NO VOY A TENER QUE PREOCUPARME DE HASTA DE COMER BIEN PORQUE UNA CUENTA VA A INTENTAR ACOSARME TODO EL DÍA!

Louis puso los ojos en blanco. Ahí estaba su tierna hermanita. Ni siquiera habían hablado de ella y ya estaba haciendo un escándalo.

—Lo siento Lucy, que no te afecte—habló más calmada Dominique, apartando a su hermano y sentándose al lado de Lucy —¡PUEDO ACEPTAR QUE DIGAN LO DE ALBUS, PORQUE ES GILIPOLLAS, Y DEBIÓ DE CAGARLA MUY FUERTE CON ALICE PARA QUE TERMINARAN! Pero no dejaré que hablen de Lucy como si nada…y después de todo por lo que ha pasado menos.

—Espera un momento, yo no le hice nada a Alice—Albus rodó los ojos.

Dominique lo ignoró.

—Deberías dejar de hablar de Lucy como si no estuviese aquí—le dijo Louis a Dominique, el único capaz de desafiar a su hermana en un momento así.

—Ah, claro—dijo Dominique con ironía—cállate Louis.

—La página no durará mucho— intentó tranquilizar Molly.

**

— Mis primas son muy dramáticas— Se quejó Rose, mientras se dirigía al salón de Alquimia con Scorpius y Alice. Su primo Albus no tomaba esa clase.

—No hace falta que lo digas, Rosie—Afirmó Scorpius riendo. Este había presenciado miles de Dramas de los Weasley, estos podían montar dramas en la madriguera, Hogwarts, incluso hasta en King Kross.

—Tú también eres un poquitín dramática—dijo Alice riendo.

—¡Claro que no! — Rose se negaba a aceptar que era dramática, pero después de que sus dos amigos les dieran un motón de razones, se lo pensó— O bueno, tal vez un poco, pero no tanto como ellos.

— A veces mucho peor—Bromeó Scorpius, que sabía que provocaría a Rose

—Ay cierren el pico—sentenció Rose.

Antes de llegar al salón Rose se detuvo, y como consecuencia sus dos amigos también.

—Ummm, Alice, creo que nos estabas evadiendo estas últimas semanas—se quejó Rose nuevamente, y Alice intentaba esquivar la mirada interrogante de su mejor amiga—Antes de comenzar Hogwarts no respondías mis cartas, e incluso Scorpius me dijo que si le respondías a él.

—¡Scorpius, no te guardas nada!—Alice le dio un golpe en el hombro a su amigo, y después dirigió su mirada hasta Rose— No te he evadido, solo que, bueno, no sabía qué responderte…

Rose jugaba con sus manos, y Alice se posicionó incómoda. Sabía que Rose le preguntaría por qué había terminado con Albus.

—Vamos Alice, somos mejores amigas, nos conocimos prácticamente desde que estábamos en la barriga—Suspiró la pelirroja—y aunque sea prima de Albus, nunca le contaría lo que me dijeras.

—Lo sé, lo sé—suspiró—pero pensaba que era mejor no mezclar las cosas tan pronto. Tu eres su prima, y supuse que el recorría a ti antes que a nadie.

Rose negó. Albus ni siquiera le había mencionado a Alice.

—¿Albus? Sacarle algo a Albus sobre eso es imposible—dijo Scorpius.

—Hace 4 semanas, cuando nos vimos en casa de Scorp todo parecía perfecto—dijo Rose entrando al salón.

Alice paseó su mirada por la habitación y luego se dirigió hacia sus amigos.

—En realidad no es lo que piensan, no hay una razón perversa para que termináramos—se sentó—pero no quiero hablar de esto ahora precisamente. ¿Les parece si les cuento después de la cena



« Primer post Comenta este capítulo | Ir arriba ¿Qué ocurría? »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.