Historia al azar: El Amor no es único
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Harry Potter con los poderes de Merlín » Capítulo 8
Harry Potter con los poderes de Merlín (R15)
Por ForeverHP92
Escrita el Lunes 30 de Octubre de 2017, 19:38
Actualizada el Lunes 19 de Marzo de 2018, 18:57
[ Más información ]

Capítulo 8

 

Harry se despidió de todos, se iba al colegio por primera vez, se llamaba Vinichy. Era un colegio muy estricto en las materias pero gracias a eso era muy famoso.

En Vinichy se hacían unos exámenes para saber el nivel de cada persona y así enseñarle según su nivel, eran siete cursos y cada alumno obtenía puntos por comportamiento, trabajos, exámenes, preguntas respondidas correctamente, quidditch, duelo… También se los podía quitar. Al ganador de cada trimestre tenía un premio y el que había sumado más puntos en todo el curso otro premio.

- ¿Tienes todo? ¿No se te olvida nada?

- No mamá.

- ¿Todas tus mascotas?

- Sí.

- Bien, Venga sube a tu pegaso que vas a llegar tarde.

- Sí. Hasta luego, cualquier cosa me lo dices, por favor.

- Sí, no te preocupes hijo.

Dio un abrazo a su abuelo, otro a su abuela con un beso, a Remus y Sirius otro, lo mismo con su padre y su madre, a Valery le dio un beso y le acarició la mejilla con cariño y finalmente se dirigió a su hermano.

- No te metas en muchos líos y ten cuidado. Si quieres hablar conmigo sólo tienes que usar el espejo, sabes cómo funciona te lo he enseñado.

- Sí tate. ¿Me olvidarás?

- Claro que no tonto, hablaremos cada día. Cuida a Valery ¡eh! Te echaré de menos.

- Y yo a ti, no quiero que te vayas. ¿Por qué te tienes que ir?- le dijo abrazándole con fuerza, no le quería soltar.

- Porque tengo que aprender muchas cosas, dentro de cuatro años tú también irás. Adiós enano.

- Adiós tate.

Harry se subió en Golten y se fueron volando. A la escuela se iba como cada uno quisiese, él había elegido ir en su pegaso.

Cuatro horas después llegó a Vinichy, el director y los profesores estaban esperando a sus alumnos fuera. Harry aterrizó ante las miradas asombradas de los profesores por ver llegar a uno de sus alumnos en un pegaso dorado, sobre todo el de Cuidado de las Criaturas Mágicas.

- Hola, soy Harry Potter- dijo una vez que se bajó de Golten.

- Encantado señor Potter. Es un placer tenerle aquí, soy el director Piero Giaconetti. Pase por favor, el señor Coppi es el profesor de Cuidado de las Criaturas Mágicas y le acompañará a su habitación.

- Gracias. Golten no te alejes mucho eh- le dio una palmada en el cuello y siguió al profesor.

- ¿Y sus maletas señor Potter?

- En el bolsillo profesor.

 

El señor Coppi le guió por los diferentes pasillos hasta su habitación.

- ¿Dónde has encontrado al pegaso?

- Él me encontró a mí. En el bosque que hay detrás de mi casa.

- Nunca había visto uno antes.

- Me lo imagino.

- Así que el pegaso dorado es tu mascota.

- En realidad tengo tres. El pegaso dorado, un fénix y un hada.

El profesor le miró asombrado.

- ¡Guau! Esta es tu habitación, la compartirás con otro chico. Aquí tienes el plano del colegio, a las nueve en el comedor.

- Sí profesor.

Harry cogió el plano y entró a su habitación. Había dos camas en medio, parecía que había dos habitaciones por cómo estaban colocados. Había un escritorio y una silla pegado a la pared al lado de la cama, una mesilla al otro lado de la cama; las mesillas estaban una al lado de la otra. Enfrente de la cama había un armario y al lado del escritorio una estantería.

El cuarto de baño estaba al lado de la habitación.

Eligió la cama de derecha.

Se puso a colocar su ropa en el armario, los libros en la estantería y al pie de la cama dejó el baúl también sacó la percha de Flame y la colocó.

Bajó al comedor donde ya se encontraban muchas personas, quince minutos después el director dio su discurso y después el subdirector, el profesor de Cuidado de las Criaturas Mágicas, fue nombrando uno a uno a todos los primeros años para que se sentasen. Diez personas después le llegó el turno a él.

- Harry Potter.

Todos le miraron con asombro mientras que él se adelantaba, daba la mano al director y al subdirector y se sentó en su mesa. Todo el camino lo hizo bajo las miradas y los murmullos de todos.

Una vez que el señor Coppi terminó de presentar a los de primer año se pusieron a cenar.

Harry terminó y subió a su habitación, su compañero de cuarto ya estaba allí. Era un chico bajito, rubio y con los ojos castaños. Le miró fijamente con los ojos abiertos.

- Hola.

- Ho…ola- respondió el otro nervioso.

- Soy Harry.

- Alan.

Se estrecharon la mano.

- ¿Te importa que haya elegido la de la derecha? Como no estabas…

- No, no me importa.

Harry asintió, cogió un libro sobre pociones que se estaba leyendo y se tumbó en la cama.

Su compañero siguió colocando sus cosas y después se tumbó.

- ¿Has llegado ahora?- preguntó Harry sin quitar la vista del libro.

- Sí, cuando he llegado sólo me ha dado tiempo de soltar mis cosas antes de bajar a cenar.

- Ya veo.

En ese momento notó como le llamaba su hermano a través del espejo doble, se podían comunicar estuviesen donde estuviese,

- Hola enano,

- Hola tate. Te echo de menos.

- Y yo a ti. ¿Cómo estás?

- Bien, aunque aburrido. No estás aquí para jugar conmigo.

- Lo sé, pero están papá, Padfoot, Moony…

- Pero no es lo mismo.

- Lo sé. En Navidad estaré allí, te lo prometo.

- ¡Pero todavía queda mucho!

- Ten paciencia. Estudia, juega y ya verás que se te hará corto.                                                                  

- Eso espero.

- Verás que sí. Ahora a dormir, que es tarde. Mañana hablamos,

- Vale.

- Hasta mañana tate.

- Hasta mañana enano.



« Capítulo 7 Comenta este capítulo | Ir arriba Capítulo 9 »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.