Historia al azar: Juntos...después y ahora
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Afeminado » Amigos
Afeminado (ATP)
Por Lyssand98
Escrita el Lunes 26 de Septiembre de 2016, 23:04
Actualizada el Martes 10 de Septiembre de 2019, 23:20
[ Más información ]

Amigos

La casa de él es bastante espaciosa. Me presento después de un arduo entrenamiento, estoy de pie frente al hogar de colores suaves y elegante. No dudo en llamar a la puerta, una señora con aspecto de ejecutiva me mira de pies a cabeza y deja el celular a un lado para preguntar mi nombre.

--Antonio, tu amiga está aquí. entoces

No hace que pase pero yo misma entro y observo todo desde el portal. Cuando veo a Antonio bajar las escaleras, con su pijama azul marino de dos piezas me dio un vuelco el corazón. Trato de ignorar a mi cuerpo insensato y lo saludo con un gesto.

--No vinieron. ¿Verdad?

Su voz a penas la escucho, los ojos rojos me da a entender que ha llorado un montón.

--No

Soy la única entonces. Me guía hasta su habitación, que es el triple que la mía, en realidad todo lo de él es de gente con mucha posibilidad.  Cerrando la puerta el hecha perfume otra vez a mi alrededor y trato de no montar una escena, más con su actual estado de animo.  Muchos colchones con sus sabanas respectivas están alineados y con edredones.

Empiezo a quitarme uno de mis zapatos, Antonio se olvida de la tristeza y un sonrojo se apodera de su rostro.

--Ve a bañarte--

--Pero deja quitarme los..

Una de sus manos aprieta mi hombro todo sudado, la tela de la camisa está pegada contra mi piel y siento su calor.

--Ve al baño o te boto esos apestosos zapatos .

No se que me ofende más, que le diga apestosos a mis zapatos o la forma en que me mira. Mostrando mi falsa indignación camino siguiendo un raro pasillo entre tanto colchones, logrando ver por ultimo el atibismo de una sonrisa traviesa.

Después de un buen baño.  No tengo más que enrollarme en una toalla, me he olvidado de traer las cosas que tengo en la maleta. Abro la puerta lento para ver si Antonio esta por allí, no lo encuentro asi que, rápido salto entre colchón y colchón hasta llegar a la maleta donde están mis cosas personales.

Recojo uno de mis calzones y justo cuando empiezo a ponérmelo, entra el rey de Roma con unos snacks.  Juro que sus ojos casi se salen de las orbitas, yo simplemente hice como si nada hubiera pasado. El es homosexual ¿No?

Termino de cambiarme enfrente suyo que en todo momento desviaba los ojos. Realmente estoy demasiada cambiada para una simple pijamada, pero no importa ser discreta y elegante, mostrarse femenina delante de tu enemigo no declarado.

--Nunca quise ofenderte

--Explicate-- me arropo con uno de los edredones, estoy demasiado cansada para comer algo.

A mi lado se acuesta, esto es muy raro que su hombro este tan pegado al mio y que yo pueda notar cada pequeña imperfección de su rostro. Huele a jabón y a chico.

--Nunca te quise decir niña hombre

Me mira a los ojos. Siento vertigo, de verdad nunca he esperado esto menos hoy. 

--¿Crees que me importa lo que digan los demás?-- el enojo no es tanto como el sueño que me invade.

Antonio puesto de espaldas se pone a temblar, raro que me pone alerta. Me pongo frente a frente a él y tiene de nuevo el rostro manchado por las lagrimas, sonrojado y gimoteante me abraza con fuerza y sin saber que hacer o decir, lo abrazo.

--Eres fuerte y yo soy una mierda

--¿Estás loco?--rei-- tienes muchas amigas

Claro, su grupito de féminas que sigue a todas partes como perro faldero. Las que tengo que soportar sus burlas acerca de que si soy lesbiana o no, cuando me dañaron mis pupos o cuando por accidente hicieron desaparecer unas cosas muy importantes para mi.

Nunca les caí bien.

--Yo quiero un amigo.

--Consíguelo bello-- le golpeo juguetonamente la mejilla.

Algo en su rostro cambia al oír que le dije bello. Desvía la mirada y yo bostezo, no tengo planeado hacer juegos o algo así, vine solo por tener techo y comida por una noche pues antes de irme a entrenar pelee con mi madre.

Me acomodo mejor, no quiero hablar con Antonio.

--A-amigo de Derek Blackwood.

Ok... ¿Acaba de decir Derek soy un maldito chico malo y apuesto Blackwood?

Prácticamente me siento en el colchón como si tuviera un resorte incorporado. Lo agarro con una fuerza brutal del brazo y con la voz más impresionada le grito.

--¿TE GUSTA ESE?

--Cuidado que despertaras a la niña.-- me regaña en voz bajo.

Tardo en captar la idea de que, él cuide de una niña.

--¿Niña? ¿Qué niña?

--Es mi sobrina pero....

No me entiendo a mi misma. ¿Porque me altero tanto, por alguien que no me importa?

--Claro --digo sin soltarle el brazo, esperando a su respuesta-- ¿Te gusta ese?





« Invitacion Comenta este capítulo | Ir arriba Risas »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.