Historia al azar: hermione......te amo
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Memorias de Idhún V- Búsqueda » Ahogo
Memorias de Idhún V- Búsqueda (ATP)
Por yandrakai
Escrita el Martes 12 de Abril de 2016, 14:18
Actualizada el Jueves 17 de Septiembre de 2020, 11:18
[ Más información ]

Ahogo

Cuando nos hubimos separado del hotel lo suficiente como para no verlo, Alide me preguntó:

"¿Podrías enviarme una imagen mental del mapa?"

Miré fijamente el mapa, prestando especial atención a nuestra posición y a la de las marpalsas, intentando enviarme información como si estuviera hablando con ella.

"De acuerdo. Agárrate." Ordenó entre risas.

"¿A qué?" pude preguntar antes de golpearme contra la burbuja.

Alide rio y nadó mucho más rápido, consiguiendo agarrar aún la burbuja con firmeza.

Cuando me pude colocar más o menos correctamente, miré el mapa y observé asombrado cómo nuestra marca se movía con velocidad hacia las marpalsas. Sentía la presión del agua tanto en mis oídos como en mi cabeza en general, y así se lo comuniqué a la varu.

"Alide, ve más despacio, por favor." Le pedí. "¡Alide!" Repetí al notar que no se detenía.

"Ya casi estamos." Contestó ella.

"Me provoca fuertes migrañas."

Alide decidió ir más despacio hasta que se detuvo.

"Hemos llegado." Anunció.

Cuando me recuperé un poco del dolor y pude concentrarme en mi alrededor, me sorprendí al ver el cementerio de marpalsas.

"¿Cuál quieres de todas?" preguntó Alide.

"Aquella que no esté maldita."

"¿Por qué iba a estar maldita?"

"¿No te lo he dicho? Todos los objetos que tengo que conseguir están 'impregnados' con la esencia del Séptimo. Y, estando la Roca Maldita tan cerca, creo que éste puede ser el más difícil de todos ellos."

Notaba a Alide un poco nerviosa por mis palabras recientes, pero ella no decía nada.

"Creo que ya has hecho suficiente por mí." Continué. "Voy a ir yo a por la marpalsa, volvemos al hotel y continúo mi viaje, pero, antes de eso, voy a buscar a Dablu. No quiero que contigo me pase lo que con Jack, Victoria y Christian.

Recordé cuando me separé de ellos por primera vez, cuando comencé mi viaje, y, de nuevo, cuando me enfrenté a Christian poseído.

"Y, ¿cómo vas a respirar?" Preguntó ella.

"Soy un Archimago." Respondí simplemente.

Ante la extraña y divertida mirada de Alide, realicé un conjuro por el cual me salieron branquias en el cuello y comencé a ahogarme en la burbuja, por lo que la abandoné y pude respirar con normalidad. Me acerqué al cementerio y observé algunas marpalsas cercanas. Después de varios segundos, me decanté por la tercera.

Con ella en la mano, después de un rato tratando de arrancarla, pues estaba todo rodeado de burbujas menores, me acerqué a la varu sonriendo. Me dispuse a entrar en la burbuja, pero súbitamente algo raro pasó.

De pronto dejé de respirar y a tragar agua. Comencé a ahogarme. Alide vino rápidamente nadando hacia mí y me llevó hacia la burbuja, pero también estaba inundada debido a mi negligencia y sobreconfianza.

"Aguanta, Archimago, aguanta." Pude oír a Alide antes de desmayarme, o peor, morirme ahogado.

Noté que posó sus labios sobre mí y comenzó a exhalar aire, lo cual solo pueden hacer los varu bajo el agua, al cual pude agarrarme con duros esfuerzos. Se separó de mí y traté de respirar, lo cual hubiera sido fatídico, de no ser porque ella colocó su mano viscosa para hacérmelo evitar. Todo a mi alrededor daba vueltas, pero aparte, sentí que me estaban moviendo.

Entre la presión del agua, la angustia por ahogarme, la alta velocidad que mantenía la varu al nadar y la sensación de rabia por mi orgullo me provocaron el desmayo. Gracias a Irial, o Neliam, Alide se percató de mi estado y se detuvo para insuflarme de nuevo, a su modo, aire. Sucedió lo mismo de antes, intenté respirar más y ella no me permitió.

"Aguanta la respiración." Ordenó.

Acaté sus palabras y aguanté solo medio minuto sin respirar, pues la presión y la velocidad me angustiaban. De nuevo me desmayé. Esta cadena de acciones se repitió hasta seis veces de angustia absoluta hasta que llegamos de nuevo al hotel y pude respirar aire. Fue la bocanada más intensa que tomé en mi vida, pues era una fuente de vida para mí, aunque solo conseguí introducir un mínimo de oxígeno en mis pulmones, pues aún había algo que me lo impedía.

Entre Alide y el recepcionista me llevaron a mi habitación, pero ninguno de ellos me hablaba. Seguía angustiado por si no me prestaban atención en algún momento. El orgullo se había apoderado de mí, y me había influenciado demasiado.

"Jaenor, ¿estás bien?" una voz femenina entró en mi mente.

"¿Alide?" pregunté.

"¿Estás bien?" repitió ella.

"Noto algo en la garganta. Puedo respirar, pero con dificultad. ¿Qué ha pasado?"

Alide no respondió, pero noté cómo manipulaba mi boca y presionaba repetidas veces mi pecho. No podía verla, pues me mantenía con los ojos cerrados. De repente, noté que algo líquido insípido salía de mi boca, y pude respirar con normalidad.

De nuevo tomé una gran bocanada de aire, esta vez sí, completa, así que abrí los ojos. Sobre mi cuerpo estaba un objeto que reconocía bien. Sonreí, aliviado.

-Lo conseguimos.



« Ayuda Comenta este capítulo | Ir arriba Viaje »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.