Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Una vida sin magia, la vida continua (2ª parte) » Capítulo 41
Historia terminada Una vida sin magia, la vida continua (2ª parte) (ATP)
Por adillita27
Escrita el Viernes 1 de Mayo de 2015, 08:22
Actualizada el Viernes 24 de Julio de 2015, 07:22
[ Más información ]

Capítulo 41

−Ha sido muy interesante, tendrías que ver toda la información que han traído, han hecho un gran trabajo. −Y miro a Molly. −Tengo una cosa para ti. −Y sacando una carta se la entrego. −Es de Draco.

La chica sonriendo la cogió. −Gracias tío Harry.

−De nada hermosa, y me ha hecho saber que estas invitada mañana a la conferencia.

−Mi sobrina no va a ir, a esa porquería de conferencia.

Al escuchar eso, todos miraron a Ron, después de 50 años ese hombre aun seguía despreciando a Draco y a los Malfoy.

−Tú te callas. −Harry miro a Ron. −Molly es mayor de edad y va donde quiere, y te recuerdo que tanto Draco como Molly son mis sobrinos y yo soy un Black, así que mejor te dedicas a comer y no molestas mas. −Y sonrió a Ginny. −Antes de que se me olvide mis padres nos han invitado a ese restaurante que tanto te gusta.

La mujer que sabía que su marido no se llevaba bien con su hermano, no dijo nada, no quería discutir con Harry al que amaba tanto, por alguien como Ronald que no tenía remedio, su hermano solo pensaba en comida.

−Gracias, y si que iremos, además James le quiere consultar una cosa a tu padre.

Harry miro a su hijo.−¿James tienes problemas?

−Algo relacionado con la empresa, pero no es nada, seguro que el abuelo puede ayudarme.

−Claro que si, sabes que aunque él nunca se ha hecho cargo de ellas, pues prefería ser auror, sabe todo lo que hay que saber sobre su empresa.

James asintió a su padre.

−Ahora todos a cenar. −Molly miro a su familia. −Que la cena ya esta lista.

−Pues a cenar. −Y todos se fueron a lavar las manos.

Un rato después, Molly estaba ya en su cama para irse a dormir, pero antes quería leer la carta que Draco le había escrito, así que abriendo el sobre cogió la carta.

Querida Molly.

¿Podrás perdonarme? He sido un autentico idiota, estaba tan ciego buscando Grissauld que no me había dado cuenta lo maravillosa que eras, mientras buscaba la ciudad, me encontré con una sala llena de espejos de oesed allí tu reflejo apareció, y entonces me di cuenta de que te quería.

Sé que todo esto te lo tendría que decir en persona, pero no tengo la valentía que tenéis los gryffindor.

Ven a verme mañana a la conferencia, después hablaremos de todo esto y muchas otras cosas.

Ps. Sé que es corta la carta, pero no soy bueno expresando mis sentimientos.

Besos atentamente Draco Sirius Malfoy.

Cuando la chica termino de leer la carta, tenía la cara llena de lagrimas, ese chico era un autentico tonto, que no se daba cuenta de que lo quería desde que lo conoció en clase de pociones aunque solo tenían 11 años, para ella solo existía el.

Dejando la carta a un lado, se acostó en la cama y cerrando la luz suspiro, no sabía si podría dormir esa noche, pero al día siguiente tendría que reunirse con su príncipe verde y no podía llevar ojeras, así que cerrando los ojos poco a poco se fue quedando dormida.

Al día siguiente en la sala de conferencias del ministerio, los chicos preparaban las cosas que utilizarían para llevar a cabo su conferencia.

−Aquí os traigo los últimos dossiers. −Scorpius traía una caja de cartón que por la pinta que tenía se notaba que pesaba mucho. −¿Cuántos dossiers habéis preparado al final?

−Unos doscientos. −Draco sonrió a su padre. −Creo que hemos dejado a la familia sin la mitad de su fortuna, con tanto papel que hemos comprado, además también hemos hecho más copias de la investigación.

−No te preocupes, si tus abuelos no nos han arruinado con tanta casa y tanto coche, tú no lo harás con tu papel.

−¿Quién dices que va a arruinar a quien? −Pregunto Draco que estaba detrás del hombre con Taylor.

−Nadie. −Y escucho la risa de su hijo. −¿No tenías que terminar no se qué?

−Ya está todo terminado, y es más divertido ver como el abuelo te riñe como si tuvieras mi edad. −Y miro a sus amigos. −¿Todo terminado?

Tristán asintió. -Ya está todo preparado, solo faltan que lleguen los invitados.

−Ya no tardaran en venir. −Draco miro su reloj. −La conferencia empieza a las 2. −Y miro a su nieto. −¿Al final la presentaras tu?

El chico miro a sus amigos. −Ellos se han negado, dicen que ellos te pueden descubrir 50 ciudades escondidas pero de eso de hablar en público que pasan, así que me ha tocado a mí.

−No te quejes tanto. −Harry se acerco sonriendo. −Se te escucha desde fuera.

Draco le sonrió. −¿Has venido solo?

−No, muchos Weasley han venido, algunos para ver como triunfas y otros para ver como haces el ridículo.

−¿No me digas que la garrapata esta aquí?

Al escuchar ese mote, todos se rieron.

−Exactamente, pero no creo que es a él a quien quieras ver. −Y girándose señalo a Molly que estaba en la puerta.

Draco sonriendo cogió su estudio y si investigación y se acerco a la chica pelirroja.

−Molly.

La chica le sonrió. −¿Draco nervioso?

−Muchísimo. −Y le dio los dossiers. −Para ti, es lo que vamos a presentar esta tarde.

−Gracias.

−De nada, y cuando terminemos de esto, hablaremos.

−Tonto no hay nada que hablar. −Molly le sonrió. −Tú que has estado ciego y no te has dado cuenta de mis sentimientos.

Draco le sonrió. −Sí que he estado ciego, por suerte ya he abierto los ojos.

−Romeo siento interrumpirte pero ya va a empezar la conferencia. −Dijo su tío Sirius acercándose.

Draco lo miro. −Gracias por avisarme. −Y miro a Molly. −Me tengo que ir, hablamos luego. −Despidiéndose se fue con sus amigos y se sentaron en las sillas que habían alrededor de una mesa, y vieron como poco a poco la sala se iba llenando de gente, nadie quería perderse de lo que Draco hablaría esa tarde.

Cuando todas las sillas estuvieron ocupadas y las puertas se cerraron, Draco levantándose se acerco a la tarima y los miro.

−Buenas tardes a todos, me llamo Draco Malfoy, y esta tarde mi equipo y yo les queremos presentar la ciudad de Grissauld.

Al escuchar eso, todos lo miraron con la boca abierta, algunos los miraban sin creérselo pero solo con escuchar la palabra Grissauld todos se habían interesado.

−Ahora mismo mi equipo les repartirá, no solo una copia de la expedición sino también una copia de nuestra investigación, cuando lo tengan empezaremos. −Y mirando a sus amigos, vio como estos se levantaban y cogiendo las cajas empezaron a repartirlos.

Draco que tenía ya las copias abrió el dossier de la expedición, el dossier de la investigación era aburrido y no querían que sus invitados se durmieran en mitad de la conferencia, así que pasarían a cosas más interesantes.

Tristán acercándose le dio permiso para continuar.

−Gracias. −Y viendo como su amigo se sentaba a un lado volvió a prestar atención a los invitados. −Aunque les hemos dado los dossiers eso lo podrán leer luego, ahora verán lo que nosotros vimos. −Y apagando las luces, la pantalla se encendió y apareció las piedras de Stonehenge. −Les presento las piedras de Stonehenge, y allí es donde empezamos nuestra expedición. −Tocando un botón la foto cambio y apareció otra donde la puerta estaba abierta y se podían ver las escaleras.

−Como pueden ver hay unas escaleras que se meten en tierra, en el subsuelo. −Enseñándoles otra foto les enseño el pasadizo. −Ese pasadizo cubre una superficie de 200 kilómetros, después de muchos días de caminar sin descanso llegamos a una pequeña cueva, donde encontramos un pequeño lago. −Y cambiando la foto, les enseño la cueva.

−Dejando la cueva atrás, caminamos otros 100 kilómetros y volvimos a llegar a otra cueva, esta mas grande y con reflejos en el agua, así que sumergiéndonos llegamos al exterior, donde un edificio medio en ruinas nos daba la bienvenida. −Y les fue enseñando las fotos. −Esta es la cueva. −Y les enseño el exterior, el lago y el edificio en ruinas. −Ese lago se encuentra cerca de Carlisle, dejando atrás esa cueva, 50 kilómetros más adelante nos encontramos con una bifurcación, la primera del camino. −Y con otra foto les enseño lo que les decía.

−Después de caminar casi 2 horas más, nos encontramos un agujero en la pared. −Y pasó otra foto. −Tres horas después nos encontramos otra cueva, esta era muy diferente a las otras dos anteriores, no solo por tener agua, sino porque tenía setas que se podían comer y un gran puente de piedra. −Y les fue enseñando las fotos. −Este es el puente. −Y con otra foto les enseño las setas y el lago.

−Dejando esta cueva atrás seguimos caminando hasta que encontramos unas escaleras en espiral, subiendo más de 1000 escaleras llegamos a otro pasadizo y caminando un rato llegamos a la sala de las columnas. −Y otra foto les enseño las columnas. −No las contamos pero creemos que habían más de 200, y unos hermosos dragones de piedra nos dieron la bienvenida. −Y la foto de los dragones apareció, por seguridad, no dirían nada de la sala de los hipogrifos ni de los pegasos. 



« Capítulo 40 Comenta este capítulo | Ir arriba Capítulo 42 »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.