Historia al azar: Todo ha terminado
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Una vida sin magia, la vida continua (2ª parte) » Capítulo 10
Historia terminada Una vida sin magia, la vida continua (2ª parte) (ATP)
Por adillita27
Escrita el Viernes 1 de Mayo de 2015, 08:22
Actualizada el Viernes 24 de Julio de 2015, 07:22
[ Más información ]

Capítulo 10

El hombre mayor lo miro sin estar muy convencido, pero tuvo que sentarse porque un alguacil anuncio que la jueza Malfoy, entraba en la sala.

Hermione entro con su toga negra y se sentó en su silla.

−Buenos días, estamos aquí por el caso de custodia del infante Oliver Bishop, su padre Jake Bishop la pide. −La jueza miro al abogado de la madre. −Puede empezar.

Mientras Hermione escuchaba a las dos partes, su vista se fue a tres cabezas rubias que estaban sentadas entre el público, Draco la iba a ver de vez en cuando, pero sabía que esta vez había ido, porque estaba preocupado por el juicio.

Aunque le gustaba mirar al sexy de su marido, tenía que estar pendiente del caso, así que dejo de mirarlo y presto atención a los abogados.

Casi una hora más tarde, ya tenía las cosas claras, así que los miro.

−En media hora, dictare mi decisión, hasta entonces se levanta la sesión. −Hermione toco el martillo y se fue, donde se encontró a su secretaria.

−Tráeme algo de tomar, por favor.

−Ahora mismo. −Y se fue corriendo a traer a su jefa lo que le había pedido.

En los pasillos, Draco y sus hijos estaban sentados en un banco.

−Ahora las cosas se van a poner muy interesantes.

−Sí, mirad. −Orión miro a la chica que estaba rodeado de dos chicos mayores y una mujer mayor, que seguramente sería su abuela. −Se nota que está nerviosa.

−Mucho, pero es normal, hoy decidirán que pasara con su hijo.

−Espero que mama tome la mejor decisión.

Draco miro a sus hijos. −Vuestra madre tomara la mejor decisión de todas.

−Como siempre.

−Sí.

Media hora más tarde, el guardia los dejaba pasar de nuevo a la sala.

Hermione entro, se sentó en su silla y miro a todos. −Después de revisar toda la documentación que me han entregado las dos partes, esta es mi decisión, la custodia del infante Oliver Bishop, es para la madre, Alice Piterson.

Al escuchar eso, la chica se puso a llorar y abrazo a su abogado, mientras en la parte de atrás los chicos que iban con ella se abrazaron felices de tener al niño con ellos.

−No, lo puede hacer. −Jake Bishop se puso de pie y le grito. −Yo tengo más dinero que ella, no puede dejar a mi hijo con una pobretona.

−Siéntese. −Hermione lo miro furiosa. −Si vuelve a decir algo, lo echare de mi sala por desacato, y pasara la noche en una celda.

El abogado del chico lo obligo a sentarse y los dos miraron a la jueza.

−Como iba diciendo, la custodia del niño ira a su madre, primero hablemos de las visitas, el señor Jake podrá ver a su hijo dos horas al día, siempre acompañado de un adulto y los fines de semana podrá pasar la noche en la casa paterna.

Oliver no podrá salir del país ni tampoco del estado, en caso de que eso ocurra, el culpable habrá cometido secuestro y será detenido inmediatamente perdiendo todos los derechos del menor.

Hermione miro a Jake. −Le doy la custodia a la madre, porque usted ha sido denunciado varias veces, por conducción temeraria bajo los efectos del alcohol y también por vandalismo, si en seis meses veo que su conducta ha cambiado, entonces hablaremos de nuevo.

El joven Jake, deberá pasar una mensualidad de mil dólares a la madre de su hijo, como Alice es aún menor de edad, el dinero lo llevara un albacea del juzgado.

−No tengo tanto dinero. −Protesto Jake de nuevo. −¿De dónde voy a sacar mil dólares al mes?

Hermione lo miro. −Pero si ha dicho que usted tenía más dinero que la señorita Alice, creo que le tendrían que revisar eso de la memoria y le vuelvo a repetir si vuelve a hablar sin mi consentimiento lo echare de mi sala. −La jueza dejo de mirar al chico y miro a la sala. −Y con esto hemos terminado. −La jueza pico con su martillo, y salió de la sala y se fue a su despacho a quitarse su toga. −¿Tengo algo mas por hoy? -Le pregunto a su secretaria.

−Nada más, ¿Qué vas a hacer ahora?

−A mi casa, ya mañana seguiré.

−Sí. −La secretaria le dio su maletín y Hermione despidiéndose se fue al pasillo, donde se encontró a su marido y a sus hijos.

−Un gran trabajo. −Dijo Draco dándole un beso.

−Gracias. −Y miro a sus hijos. −¿No tenéis trabajo?

−Es más divertido venir a verte de vez en cuando, además papa ha dicho que estabas sexy. −Y como la vez anterior los dos hombres se pusieron a reír.

−Es verdad, estas realmente sexy, cuando mandas a todos. −Le dijo Draco sonriéndole.

−Gracias caballero. −Dejando de mirar a su marido, miro a sus hijos. −Niños por favor que ya no tenéis cinco años.

−Tal vez cinco no, pero parecen dos críos aun. −Dijo Draco mirando a sus hijos.

−Un poco, pero es divertido ver a papa ponerse tonto. −Y miro a su madre. −¿Qué quieres hacer ahora?

−Tengo hambre.

−Pues a comer, yo también tengo hambre. −Dijo Orión.

−Sí. −La familia estaba saliendo del juzgado cuando una familia se le acerco, los Malfoy reconocieron a Alice.

−Gracias por dejar que me quede con mi hijo, creí que me lo quitarían porque Jake tiene mucho dinero.

Hermione la miro. −El dinero no siempre soluciona todo, lo importante es la estabilidad donde crece un niño.

−Nosotros nos ocuparemos de que mi sobrino tenga una buena educación. −Dijo uno de los chicos que le acompañaban.

Hermione lo miro y asintió. −Ella les necesita mucho espero que todo vaya bien. −Y miro a su familia. −Ya nos podemos ir.

−Vamos. −Draco cogió el maletín de su mujer y se fueron a comer.

Al día siguiente, en la prensa salía la decisión de Hermione, aunque había sido un caso de custodia el padre tenía mucho dinero y claro esas cosas siempre interesaban a todos.

Hermione ignorando la prensa, después de desayunar se fue a trabajar, ella solo leía la prensa cuando hablaban de su sexy marido sino pasaba de todo, ya tenía suficiente con sus casos y con las cosas que le explicaban sus compañeros.

Mientras Hermione trabajaba, en la oficina de Draco, el hombre sacaba unas tijeras de uno de sus cajones y empezaba a recortar la noticia de su mujer del periódico.

Habían puesto una foto de Hermione que él no tenía así que sonriendo empezó a cortarla bien para no estropearla y cuando la tuvo, cogió su cuaderno de recortes y busco un lugar para colocarlo.

Estaba pegando la noticia, cuando tocaron a la puerta, sin levantar la cabeza, dio permiso para que entraran. −Adelante.

−Buenos días. −Taylor entro y vio que su amigo tenía una sonrisa tonta en la cara, solo tenía esa sonrisa cuando estaba haciendo algo relacionado con Hermione. −¿Otra vez guardándote las noticias de Herms?

Draco sin dejar de sonreír asintió. −Sí, ayer fue una mañana muy interesante, Bishop se puso histérico cuando mi hermosa mujer le dijo que su nieto no conseguiría la custodia del niño.

−Eso es estupendo, ya quiero ver la cara de viejo agrio que tendrá el señor Bishop.

−Sí. −Cerrando el pegamento lo miro. −Ya he terminado, ahora me voy a poner a trabajar.

−Ya era hora, ¿Cuántas noticias tienes sobre Hermione?

−Unas cuantas, pero no me importa, seguiré guardándolas. −Y guardando todo, encendió el ordenador. −¿Algo interesante?

−No, trabajo como siempre.

−Pues a trabajar.

−Sí. −Taylor despidiéndose se fue a trabajar, mientras Draco miraba la foto de su mujer, amaba profundamente a Hermione y no le importaba que todos lo supieran y le dijeran que estaba tonto por ella.

Dejando de mirar la foto se puso a trabajar.

Unos días más tarde, Scorpius estaba trabajando en su despacho aunque él se ocupaba del casco, también ayudaba a su padre con clientes para que no tuviera tanto trabajo y era eso lo que estaba haciendo esa mañana, cuando sonó su móvil, cogiéndolo vio que era el numero de su tío Jack, así que descolgó y se lo llevo a la oreja.

−Tío Jack.

Scorp, ya me han entregado el título de propiedad de la isla que ha comprado tu madre.

−Estupendo, ahora quiero que pidas cita en un estudio de arquitectos, para hacer una casa.

Me ocupare de todo.

−Gracias, como siempre el mejor, te dejo que voy a llamar a mi madre. −Scorpius colgando llamo a su madre, que como siempre no tardo mucho en contestarle.

Scorpius.

−Mama, ya mi tío tiene los documentos de propiedad de la isla, le he pedido que busque un estudio de arquitectos para que construyan una casa.

Me parece bien, pero quiero que se funda con el exterior, no la quiero muy extravagante.

−Cuando hagan los primeros planos entonces la vamos a ver y decidimos.

Bien, te tengo que dejar que tengo trabajo, te quiero, nos vemos en casa.

−Te quiero, besos. −Colgando y guardándose el teléfono volvió a su trabajo.

Unas semanas más tarde, cuando estaban casi en pascua, Draco los reunió a todos, no solo a su equipo de Nueva York, sino a sus tíos y a los demás.

−Siempre que nos reúnes así, es porque tienes un nuevo negocio. −Dijo Susan mirando a su sobrino.

Draco desde la cabecera de la mesa se rio y la miro. −Que va, no tengo ningún nuevo negocio os he reunido, porque quiero presentar el casco de realidad virtual de los chicos en una gran fiesta, aunque muchas empresas ya lo han sacado, Scorpius y Orión me han asegurado de que el nuestro es mejor que el suyo y quiero que todos lo vean.

−Me parece bien. -Le dijo Taylor. −¿Para cuando quieres la fiesta?

−Para pascua, de esos hoteles que compraste, ¿hay alguno en la ciudad?

−Sí que hay, ¿quieres celebrar la fiesta allí?

−Sí, quiero que lo compruebes todo bien, este proyecto no es solo importante para la empresa, sino para los chicos, no quiero que nadie lo estropee.

−Nadie lo hará, yo me ocupare de todo.

−Lo sé, por eso te lo dejo a ti, quiero como mínimo 500 invitados, empresarios, deportistas, políticos y sobre todo periodistas.

−Se invitara a todos.

−Sí. −Y miro a sus hijos. −¿Cuántos cascos tenéis de momento?

−Dos.

−Necesitamos mínimo 20, ¿podréis hacerlo?



« Capítulo 09 Comenta este capítulo | Ir arriba Capítulo 11 »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.