Historia al azar: Song fic Ron&Hermione
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Después de Azkaban » Capítulo 02
Historia terminada Después de Azkaban (ATP)
Por adillita27
Escrita el Miércoles 26 de Noviembre de 2014, 09:36
Actualizada el Viernes 12 de Mayo de 2017, 18:47
[ Más información ]

Capítulo 02

El niño se acerco y se sentó en la cama.

−¿De verdad eres mi papa? −Pregunto mirándolo fijamente.

−¿No quieres un papa?

Scorps se acerco y lo abrazo.

−Sí, quiero un papa.

Draco al sentir los brazos de su hijo alrededor, supo que tenía un hogar, y por su familia sería una mejor persona, no volvería a cometer los mismos errores.

−Hola, pequeñajo. −Dijo Hermione que se había despertado y los miraba.

−Mami, has cumplido tu promesa. -Dijo el niño que se sentó al lado de su padre.

Herms no sabía si llorar o reír, sus dos amores estaban juntos por fin después de tanto tiempo.

−Claro que si, te prometí que un día tendrías a tu papa contigo, ya lo tienes.

−Si mami.

−Bueno cariño, es hora de cenar. −Dijo Hermione mirando el reloj. −Ves a ver a Clara, y dile que vaya preparando la cena, nosotros ahora bajamos.

El niño, les dio un beso a cada uno y se fue corriendo.

Draco miro como su hijo se iba corriendo y miro a la mujer sonriendo. −Gracias Herms, es un niño encantador.

−Mucho, pero ha sacado el genio de los Malfoy, cuando no le gusta algo se lo hace saber a todo el mundo.

−¿Tiene poderes?

−Sí, lo descubrí cuando tenía dos años, quería unos caramelos pero era hora de la cena, e hizo volar todo a su alrededor, Clara es mi ama de llaves, es de Nueva Orleans, allí hay mucha magia y todo eso, así que cuando le dije que teníamos poderes, no se extraño.

−¿Vive mucha gente aquí?

−No, no me gustan mucho los desconocidos, Clara, y un par de días a la semana vienen dos chicas a limpiar toda la casa, y luego está el guarda de la puerta es Tom el marido de Clara, ellos viven en una casa dentro de la propiedad, ven vamos a vestirnos, tengo hambre y seguro que tu también. −Herms se iba a levantar cuando Draco le cogió de la mano, la acerco a él y la beso.

Cuando los adultos bajaron vieron que Scorps estaba hablando con Clara y Tom.

−Papa. −Dijo el niño cuando vio a su padre, se le acerco y lo abrazo.

Draco le sonrió.

−Clara, Tom el es Draco Malfoy y a partir de ahora vivirá con nosotros.

−Si señora. −Dijo la mujer sonriendo.

−Es el joven que ha venido, con la señora Potter y otro hombre.

Hermione miro a Draco. −¿Con quién has venido?

El hombre la miro. −Como no sabía dónde encontrarte he ido a ver a Potter, cuando estaba con él, ha llegado mini-Weasley y nos ha dicho donde encontrarte.

−Es hora de que nos reunamos todos.

−Sí, es lo mejor. −Y miro a su ama de llaves. −¿Ya está la cena?

−Sí, cinco minutos y ya la serviré.

−Gracias. −Y miro a su familia. −Nosotros iremos al comedor.

−Vamos. −Le dijo Draco y se fueron a esperar a que les sirvieran.

Cinco minutos después ya Clara servía la cena.

Mientras cenaban Scorpius no dejaba de explicarle cosas a su padre, sobre su escuela y sus aficiones.

−¿A qué escuela va? −Pregunto Draco, mirando a Herms.

−A una muggle, que no está lejos de aquí.

−¿Ya lo has llevado al callejón diagon?

−No, quería que lo llevaras tu, me he mantenido bien lejos del Londres mágico y el callejón diagon.

Draco sonrió a su hijo. −Scorps, el sábado que viene te llevaremos al callejón diagon.

−¿Mami que es eso? −Pregunto el niño mirando a su madre.

−Te gustara mucho, hay mucha magia allí.

−¿En serio?

−Sí. −Dijo la mujer sonriendo.

El hombre la miro. −¿La reunión cuando la quieres hacer?

−Cuando quieras.

Draco le cogió de la mano. −Tranquila todo irá bien, has sido muy valiente estos ocho años.

−Lo sé, pero es difícil ver a gente a la que deje hace tantos años.

−Lo entenderán si no yo se lo hare entender.

Hermione sonrió e iba a decir algo, pero se escucho un ruido en la ventana.

−¿Una lechuza?

−Debe de ser de Potter. -Malfoy se levanto, fue a abrir la ventana y cogió la nota.

−¿Qué dice?

Querida Hermione:

Mañana vamos a tu casa, ya Ginny me ha contado todo, estoy muy enfadado contigo, pero lo entiendo, he encontrado a los amigos de Malfoy, mañana estaremos todos allí, por la mañana.

Besos Harry.

−Ya no hace avisar a nadie, mañana estarán aquí.

−Estoy nerviosa.

Draco se sentó y le cogió la mano de nuevo. −Tranquila todo irá bien.

−¿Tú crees?

−Sí.

−Ahora vamos a seguir cenando. −Y sonriéndole volvieron a su cena.

Una vez terminaron de cenar, Hermione le enseño la televisión a Draco y estuvieron mirando un rato una película, hasta que el pequeño Scorpius se le empezaron a cerrar los ojos.

−Creo que alguien tiene sueño. −Le dijo Draco a su hijo.

−Yo quiero quedarme más contigo. −Le dijo el niño.

−A partir de ahora pasaremos mucho tiempo juntos.

−Ves a ponerte el pijama. −Le dijo Hermione. −Luego te contara un cuento.

Ante eso el niño miro a su padre. −¿Me lo prometes?

−Te lo prometo, te contare el cuento que quieras.

−Voy corriendo. −Y se fue a su habitación.

−Veo que es un poco desconfiado. −Le dijo Draco a Hermione.

−A mi no me mires es igual que tu de desconfiado, ves pasando, seguro que cuando llegues ya está en su habitación esperándote.

−Ya voy, no tardo. −Y besándola subió las escaleras al cuarto de su hijo, aunque la casa era grande antes de que se encontrara con Hermione la había estado revisando y sabía dónde se encontraba el cuarto de Scorpius.

Como le dijo Hermione, su hijo ya se había cambiado y estaba sentado en su cama con un libro.

−Este es el libro que quiero que me leas. −Le dijo el niño.

−Te lo leeré. −Y cogiendo el libro, se sentó al lado de su hijo y se puso a leer.

No mucho tiempo después, Draco dejaba de leer un momento y vio que Scorpius ya se había quedado dormido, así que cerrando el libro, se levanto y tapándole bien, le dio un beso en la cabeza y apagando la luz salió del cuarto y entornando la puerta se fue al cuarto de Hermione.

La mujer que estaba leyendo, al ver que ya volvía dejo de leer y lo miro. −¿Se ha quedado dormido?

−Sí, solo me ha dado tiempo a leer dos hojas.

−Es normal, hoy ha sido un día lleno de emociones, yo también estoy cansada, ¿vamos a dormir?

−Sí, estoy cansado. −Y quitándose la ropa la dejo a un lado y acostándose al lado de Hermione, la mujer se apoyo en su pecho y apagando las luces pronto estaban los dos dormidos, ese día había estado lleno de emociones y ahora solo querían descansar.

Al día siguiente, después de desayunar, la familia estaba viendo los dibujos de Scorpius, cuando Clara les aviso que tenían visita.

No mucho tiempo después entraban Harry, Ginny, Ron, Lavender, Pansy, Blaise, Luna, Theo y muchos niños.

−Mione. −Dijo Harry que la abrazo.

−Lo siento.

−Tonta, nosotros te hubiéramos ayudado.

−Tenía mucho miedo de que fueran detrás de nosotros, después de que Draco fuera acusado de traidor.

−Olvida eso, ya está todo superado, ¿estás seguro de que tu hijo es un Malfoy? −Pregunto divertido Harry.

−Oye. −Protesto Draco.

−Lo digo, porque no tiene su carácter, ayer estuvimos juntos unas horas y es un encanto de niño.

−Sí que lo es, ahora porque está contento, pero tiene su mismo carácter. −La mujer se puso a la altura de su hijo. −Scorps.

−Mami.

−Mira el es tu tío Harry, el marido de tu tía Ginny. −Luego señalo a Ron. −El es tu tío Ron el hermano mayor de tu tía y su mujer tía Lavender. −Señalo a Luna. −A tía Luna ya la conoces, y él es su marido tu tío Theo, y por ultimo pero no menos importante, tu tío Blaise y su mujer tu tía Pansy, todos fuimos juntos a la escuela.

−Hola. −Dijo Scorps tímido, que se escondió detrás de su padre, no era un niño que se relacionara con muchos adultos.

Draco sonrió y lo cogió en brazos. −No pasa nada, son unos amigos.

El niño lo miro. −Papi.

−Ves a jugar con los demás, nosotros tenemos que hablar. -Y lo dejo en el suelo.

−Sí. −Y se llevo con él a todos los niños.

Una vez se quedaron a solas, Hermione cerró las puertas y Pansy se puso a llorar y abrazo a Draco.

−Lo siento, tú eres el único que ha estado en Azkaban, cuando los demás también tendríamos que haber estado.

−No pasa nada, estabas embarazada, nunca hubiera dejado que tu hijo naciera en la prisión. -Le dijo Draco.

−Pero por nuestra culpa, tú has estado lejos de tu familia durante muchos años.

Hermione se acerco a Pansy y le puso una mano en el hombro, para que la mirara.

−Nunca os he culpado de nada, yo tome la decisión y aunque hubierais entrado en Azkaban, me hubiera ido igual, tenía mucho miedo para quedarme en el país.



« Capítulo 01 Comenta este capítulo | Ir arriba Capítulo 03 »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.