Historia al azar: Un 18 de febrero
Regístrate | Recupera tu contraseña
     
     
Menú




 
¿Quién ha añadido esta historia a sus Favoritos?
Salvando el futuro » Capítulo 04
Historia terminada Salvando el futuro (R15)
Por adillita27
Escrita el Lunes 5 de Mayo de 2014, 07:56
Actualizada el Viernes 17 de Marzo de 2017, 11:56
[ Más información ]

Capítulo 04

−Buenos días.

−Bu… bue… buenos días. −Dijo por fin.

−¿Por qué tan tímida?

−Por… por… por nada. −Poniéndose colorada.

Entonces recordó que se había ido a dormir solo con los bóxers puestos, después de sonreír se sentó y se acerco a la chica.

Hermione al ver a Draco tan cerca de ella se quiso alejar pero el chico le agarro por la cintura y la acerco a su cuerpo.

−Te… te… tenemos que ir a comprar los ingredientes.

−Aun es temprano, además esto es más divertido.

−Dijiste que nunca te gustaría una sangre sucia.

−Me equivoque, ahora me doy cuenta de que siempre he tenido prejuicios hacia los que son como tú, y no los tendría que hacer tenido. ¿Me perdonas?

Al escuchar eso, Hermione le miro y le puso la mano en la frente.

−Creo que te has enfermado, tú nunca pides perdón.

El slytherin le cogió la mano y se la llevo a los labios donde le dio un beso.

−Puede ser, pero ¿Cómo puedo seguir odiándote cuando has hecho tanto por mi? Además me he dado cuenta de que no me desagradas en lo más mínimo. −Draco se acerco más y la beso en los labios. −Tenemos que ir al comprar los ingredientes, y empezar a preparar las pociones no tenemos mucho tiempo. −Dijo cuando se separaron como si no hubiera pasado nada.

El slytherin se levanto y se fue a bañar, cuando volvió vio que Hermione ya estaba vestida.

−Tenemos que irnos de aquí, no puedes ir todo el tiempo cubierto, se darán cuenta y entonces sacaran conclusiones equivocadas.

−Sí, compraremos las cosas y nos iremos al pueblo que está cerca de Hogsmeade allí podremos quedarnos y si necesitamos algo más lo compraremos.

−Iremos en tren, aun tenemos tiempo y no quiero levantar sospechas.

−Yo tampoco.

Después de recoger las cosas pagaron y se fueron al callejón sin perder tiempo compraron lo que necesitaban y salieron al Londres muggle.

−¿Has encontrado las lágrimas de fénix?

−Sí, pero han salido muy caras.

−Tenemos dinero suficiente, antes de empezar esto, fui al banco y saque todos mis ahorros, Luna y Ginny también han puesto, así que de momento no nos tendremos que preocupar.

−Mientras las cosas salgan como las hemos pensado no hablan problemas.

−Ahora vamos a coger el tren.

−Sí.

Cuando los chicos estuvieron sentados dentro del vagón, Hermione suspiro y apoyo la cabeza en el respaldo.

Draco, se sentó a su lado e hizo que apoyara la cabeza en su hombro. -Todo va bien, de momento no hemos levantado sospechas, así que relájate.

−Sí.

−Ahora descansa, quedan horas para llegar al pueblo.

−Sí. −La leona paso un brazo por la cintura de Draco y cerró los ojos, al poco rato estaba durmiendo, mientras el miraba por la ventana viendo como el tren hacía su camino.

Unas horas más tarde llegaron a un pueblo que se encontraba cerca de Hogsmeade, allí se instalaron en una pensión pequeña, y se pusieron de inmediato a preparar las pociones que necesitarían para enfrentarse al basilisco.

Una semana después, Draco estaba rellenando un frasco con una poción, cuando tocaron a la puerta.

−Soy yo. −Dijo Hermione entrando en la habitación.

−¿Cómo ha ido todo? -Le pregunto sin levantar la vista de lo que estaba haciendo.

−Bien, los alumnos dejaran la escuela mañana. ¿Las pociones?

−Ya las he terminado, estoy terminando de rellenar un frasco, ahora vamos a dejar esta pensión, nos vamos a Hogsmeade, está más cerca de la escuela.

−Sí, voy a recoger todo.

Cuando lo tuvieron todo recogido, Draco le cogió de la mano y se aparecieron cerca de Hogsmeade, el slytherin se puso su capa para que no lo reconocieran y se fueron a pedir una habitación.

Unas horas más tarde, por la noche Hermione no podía dormir.

−Te quieres quedar quieta, no me dejas dormir.

−No puedo estoy muy nerviosa. −Dijo la chica que no dejaba de dar vueltas a la cama.

Draco se dio la vuelta y la miro.

−Necesitamos estar descansados para mañana, si no acabaremos muertos.

−Lo sé, pero es que nunca me he enfrentado a un basilisco.

−Yo tampoco, ven anda. −El slytherin hizo que apoyara su cabeza en su pecho desnudo y pasara su brazo por la cintura. -¿Mejor?

−No.

Draco sonrió y apoyo la cabeza de la chica en la almohada luego se levanto y la miro a los ojos, poco a poco fue bajando hasta que sus labios se encontraron.

Al sentir los suaves del chico, la leona le pasó un brazo por el cuello para acercarlo más a ella, pero el slytherin se aparto.

−Esta noche no podemos, tenemos que estar descansados para mañana, pero cuando el basilisco este muerto, hablaremos. −Después de darle otro beso se volvió a acostar e hizo que volviera a poner la cabeza en su pecho.

−Quiero que sepas algo antes de que amanezca. −Dijo Hermione que lo miro a los ojos.

−Dime.

−Te quiero y estas dos semanas han sido maravillosas, y si mañana no nos sale bien, moriré feliz.

−Tonta. −Dijo Draco que hizo que volviera a apoyar la cabeza en su pecho. −Descansa. −Antes de cerrar los ojos le dio un beso en la cabeza.

Al día siguiente, después de desayunar, se acercaron al castillo.

−¿Cómo entramos sin que nos vean?

−Tengo algo que seguro que nos sirve. −Hermione saco un mapa antiguo.

−Los señores Lunático, Colagusano, Canuto y Cornamenta, los proveedores de ayuda mágica a los traviesos se enorgullecen en presentar el Mapa del Merodeador. −Leyó Draco en voz alta. −¿Quiénes son?

−El padre de Harry, el profesor Lupin, Sirius Black, y colagusano.

−¿El traidor?

−Si, por culpa de colagusano, los padres de Harry están muertos.

−Sirius Black, no lo conocí, pero sé que era el primo de mi madre.

−Sí, tu tía lo mato el día en que fuimos al ministerio, algún día te lo explicare ahora vamos con el plan. Juro solemnemente que esto es una travesura. −Después de decir eso toco el mapa con su barita y empezó a mostrarse el mapa del castillo. −Sale todo, fantasmas incluido, así nadie nos vera, y no tendremos que dar explicaciones.

Gracias al mapa pudieron llegar al baño, del segundo piso.

−¿Qué buscamos?

−Unas serpientes, Harry me dijo que la entrada solo se podía abrir si alguien hablaba en parsel.

−Ningún problema, se hablarlo, ahora vamos a buscar las serpientes.

−Creo que las he encontrado. −Dijo Hermione viendo que el grifo tenía unas serpientes.

−Si es esta. −Draco dijo algo en parsel y empezaron a verse unas escaleras. −Yo me ocupare del basilisco, dame la espada.

−Solo un gryffindor la puede usar.

−No, según la leyenda se necesita alguien con valor y coraje, y ten por seguro que no voy a dejar que te enfrentes al basilisco, la espada.

−¿Preocupado por mí? -Pregunto Hermione sacando la espada de su bolsa.

−Ni lo dudes. −Dijo el chico que cogió la espada, pero antes de bajar por las escaleras la beso. -Vamos, vigila tu espalda, y sobre todo no lo mires a los ojos.

−Lo hare.

Cuando llegaron a la sala no vieron al basilisco por ningún lado.

−¿Dónde está? −Pregunto susurrando Draco.

−Harry me dijo que salió de la boca de esa estatua.

−Está bien, ten preparadas las lágrimas de fénix, y ten levantada la varita.

−Sí.

Hermione siguió a Draco y se puso a un lado cerca de la boca.

−Cuando salga usa cualquier ataque que conozcas, no pares hasta que no la veas muerta.

−Sí.

El slytherin se acerco a la estatua y hablo parsel, cuando la boca empezó a abrirse miro a la chica, que asintió con le cabeza.

Poco a poco el basilisco fue apareciendo.

Cuando la leona lo vio dijo: −Protego totallum. Aunque no servía contra los ojos del basilisco sí que le serviría si esta le intentaba atacar.

Al ver al basilisco, Draco empuño con fuerza la espada y se la clavo, la saco y la volvió a clavar, mientras el slytherin escucho que Hermione había empezado con los hechizos.

Sectumsempra.

Hermione ese, no dejes de decirlo en todo momento. −Grito Draco.

−Cierra los ojos. −Dijo la leona al ver que el basilisco lo iba a mirar.

El slytherin hizo lo que la chica le dijo y los cerro, pero como no podía ver al basilisco no pudo seguir empuñando la espada, estaba esperando el ataque de la serpiente cuando sintió que unos brazos le rodeaban.

−Puedes abrirlos, ya está muerto. −Dijo Hermione.

Draco miro a la chica y después miro a la serpiente, con la espada aun en la mano se acerco al basilisco y se la clavo en los ojos, luego agarrándola como si fuera un hacha le hizo un gran corte justo en la cabeza.

−Es mejor prevenir, no quiero que se levante mientras le quitamos los colmillos.

−Sí.

−Bonitos cortes. −Dijo Draco cuando vio que el cuerpo del basilisco estaba lleno de cortes.

−Harry me lo enseño me dijo que era efectivo.

−Y lo es, por casi me mata en sexto año.



« Capítulo 03 Comenta este capítulo | Ir arriba Capítulo 05 »


Potterfics - Harrylatino
Potterfics es parte de la Red HarryLatino

contacto@potterfics.com

Todos los derechos reservados. Los personajes, nombres de HARRY POTTER, así como otras marcas de identificación relacionadas, son marcas registradas de Warner Bros. TM & © 2003. Derechos de publicación de Harry Potter © J.K.R.